Necrológicas
  • Teresa Low Bórquez
  • Evelyn Martínez Robinson

El Dakar se queda sin rutas en Sudamérica

Por Agencias miércoles 16 de mayo del 2018

Compartir esta noticia
110
Visitas

Bolivia desertó al igual que Chile. Ecuador no sería opción, Argentina duda y sólo Perú está confirmado.

El domingo pasado la ministra del Deporte, Pauline Kantor, descartaba toda posibilidad de que Chile reciba el Rally Dakar 2019 argumentando escaso presupuesto debido a “una situación fiscal muy delicada”.

Y ahora otro país le ha bajado el pulgar a la emblemática prueba todo terreno, generándole un problema impensado a los organizadores, la empresa francesa Amaury Sport Organisation (Aso).

El ministerio de Cultura de Bolivia anunció que no recibirán la carrera debido a la negativa que recibieron de Aso para modificar el trayecto durante el paso por el país altiplánico.

“Se llegó a un acuerdo mutuo, con mucho respeto, para finalizar el vínculo”, confirmó la ministra de Culturas y Turismo, Wilma Alanoca.

DIVERSIDAD

“Es importante que se respete lo que nosotros necesitamos como país. Y en virtud de aquello, respondiendo a las demandas de otras regiones y también apegados a nuestra estrategia de promoción del país, es que en las últimas horas se ha determinado que por esta versión no estaremos presentes”, manifestó Alanoca.

El Dakar recorrió este año principalmente la parte andina de Bolivia, pero el gobierno pretendía que pase también por la zona amazónica y por los valles para promocionar al país “con toda su diversidad”.

ASO EN PROBLEMAS

Ahora la agrupación francesa tendrá que tomar decisiones con mucho tacto. A todas luces, la ausencia de Bolivia y Chile representa un dolor de cabeza para Aso, que hasta el momento sólo tiene a Perú confirmado como sede y está claro que el Dakar en un solo país carece de atractivo.

Ecuador, otro país que -se rumoreaba- podía acoger el Rally, no ha confirmado su “candidatura”, pese al presunto interés de Quito, al tiempo que se espera la decisión de Argentina.

Se dice que hasta el momento no está claro si los trasandinos recibirán la prueba -y mucho menos la provincia de Jujuy- debido a un tema presupuestario.

El revés ha pillado tan de sorpresa a Aso que tuvo que suspender en la jornada de ayer la tradicional presentación de la ruta del Dakar en Barcelona a los pilotos y medios españoles. Y lo mismo ocurrió con el inicio de las inscripciones, que también fue aplazado hasta nuevo aviso.

Por si fuera poco, Aso aún tiene pendiente designar al sucesor de Marc Coma en la dirección deportiva de la prueba, el hombre ancla de las últimas versiones en materia de recorridos.

¿NUEVO DIALOGO?

Lo concreto por ahora es que en el nuevo escenario la Aso sólo tiene acuerdo con Perú, un país grande, pero ir hacia el norte no es alternativa, afirman los especialistas. De hecho, la negativa de los grupos que resguardan los sitios arqueológicos obstaculiza la inclusión de Ecuador, más allá del interés de Quito.

Incluso, en Europa surgieron especulaciones respecto a una eventual cancelación del Dakar 2019 o su regreso inmediato a Africa.

Otra opción es que los organizadores echen pie atrás en sus elevadas pretensiones económicas y retomen contacto con los países sudamericanos que rechazaron recibir la competencia.

En el caso de Chile, las declaraciones de la ministra Kantor sólo se esgrimieron razones económicas para la negativa, aunque no ha habido alusión a las cuestionadas cifras de retorno de la inversión que se argumentaron antes para traer la carrera al país. La pregunta del millón es ¿llamará Aso de nuevo a Chile?. El reloj juega en contra.