Necrológicas
  • Armando Vinicio Julio Ciscutti Bourgade
  • Lidia del Carmen Bahamonde Leviñanco
  • Marta Inés Velásquez vda. de Barrientos
  • Sergio Krasnodas Vrsalovic Stambuk
  • Rosa del Carmen Paredes Domic
  • Orlandina Contreras Mayorga
  • Miguelina Andrade Arrizaga
  • María Leonor Paredes Maldonado

Jarry alega “inocencia” tras suspensión por doping

Por La Prensa Austral miércoles 15 de enero del 2020

Compartir esta noticia
Visitas

Una verdadera “bomba” le explotó en la cara al tenis chileno luego que la ITF (Federación Internacional) anunciara ayer que Nicolás Jarry (78° ATP) fue suspendido de forma provisional por una infracción al programa antidopaje.

La segunda raqueta nacional entregó una muestra de orina el 19 de noviembre del 2019 durante la participación de nuestro país en la fase final de Copa Davis en Madrid.

Tras ser analizada por la Agencia Mundial Antidopaje (Wada) para su análisis, la muestra arrojó positivo por consumo de Ligandrol (se utiliza para combatir el desgaste muscular y la osteoporosis) y Stanozolol (esteroide anabólico sintético que tiene como objetivo generar un mayor crecimiento muscular).

Ambas sustancias, que son muy comunes en los deportistas dedicados al físicoculturismo, figuran en el listado de prohibidas bajo la categoría S1 en la lista de 2019 de la Wada.

De acuerdo al conducto regular de la ITF, las pruebas que arrojan positivo acarrean consigo una suspensión provisional obligatoria, en este caso a contar de ayer, con duración indeterminada por el momento.

“INOCENCIA”

A través de su cuenta de Instagram, el tenista nacional alegó inocencia ante la acusación. “Este es de los momentos más duros que me ha tocado enfrentar en mi vida y me gustaría contarles lo que me acaba de pasar”, partió comentando Jarry en su cuenta de Instagram.

“En noviembre pasado, mientras jugaba la Copa Davis para Chile, me sometí a dos análisis de orina. El primero salió limpio, pero en el segundo se detectaron dos sustancias prohibidas”, continuó.

Sobre los niveles que se le encontraron, Jarry aseguró que “son tan increíblemente bajos y equivalen a una trillonésima parte de un gramo, niveles tan bajos que ninguna sustancia podría haberme proporcionado ningún beneficio para mejorar mi rendimiento”.

“Nunca he tomado a propósito o conscientemente ninguna sustancia prohibida en mi carrera como tenista y, de hecho, me opongo completamente al dopaje. Por lo tanto, estos próximos días y semanas dedicaré todo mi tiempo y empuje para averiguar de dónde provienen estas sustancias, para que mi equipo legal y yo, podamos aclarar de forma rotunda esta situación”, agregó Jarry, enfatizando que “quiero demostrar mi inocencia, de la cual no tengo ninguna duda al respecto”.

Respecto al origen de las sustancias, el tenista sostuvo que “parece un caso de contaminación cruzada de unas multivitaminas fabricadas en Brasil que mi médico me recomendó tomar, ya que tenían la garantía de no llevar sustancias prohibidas”.

CASO “FORTUITO”

Mientras tanto, su padre Alan Jarry aseguró que “estamos tranquilos porque Nicolás no ha cometido ninguna falta, no ha tomado ninguna sustancia, él es muy antidoping y nunca ha consumido algo para sacar una ventaja competitiva”.

“Las dos sustancias que están en su cuerpo llegaron ahí de manera fortuita e inconciente. Su meta ahora es trabajar duro para probar que es inocente”, agregó.

En cuanto a lo que viene, Alan Jarry explicó que desde ayer el tenista “está suspendido provisionalmente hasta que este proceso se termine y se declare una sentencia definitiva que todos esperamos que sea de nulidad”.

PREPARAN DEFENSA

La estrategia de defensa apunta a comprobar una “contaminación” de las mencionadas multivitaminas. “Esperamos que en el corto plazo Nicolás pueda volver a las canchas. Para ser honesto aquí se está hablando de hasta cuatro años de sanción y eso para un tenista de 24 años es el término de su carrera. Por eso estamos hablando con los abogados para que se baje sustancialmente esa sanción y esperamos tener a Nicolás jugando en la mitad del segundo semestre”, finalizó el padre de la raqueta nacional.