Necrológicas
  • Salvador Yeber Campos
  • Francisco Antonio Catalán Leiton
  • Silva González Cárcamo
  • Oscar Ernesto Mancilla Urrea
  • Luisa del Carmen Roldán Ibáñez
  • Luisa Mercedes Cárdenas Cárdenas
  • Prudencia Gallegos Rubio

Partida de goalball promueve la integración transversal de invidentes

Por La Prensa Austral domingo 1 de mayo del 2016

Compartir esta noticia
175
Visitas

Los integrantes del Club Deportivo Integra, parte de Agaci, se enfrentaron el viernes 22 de abril con estudiantes del establecimiento educacional para adolescentes y adultos.

David Fernández

dfernandez@laprensaaustral.cl

Un grupo de deportistas con necesidades especiales -específicamente personas con discapacidades visuales- participaron en una original jornada deportiva y recreativa. El viernes 22 de abril, un grupo de alumnos del Centro de Educación Integral de Adultos (Ceia) se enfrentaron en una partida de goalball contra los integrantes del Club Deportivo Integra y de la Agrupación de Amigos de los Ciegos (Agaci).

El goalball es un deporte oficial de los Juegos Paralímpicos y fue creado como alternativa de rehabilitación de las personas que han quedado ciegas o limitadas de vista. Cada equipo tiene tres jugadores en terreno y otros tres en banca. Estos se ponen casi al fondo en cada extremo de la cancha, posesionándose al medio y en ambos extremos. Considerando que los jugadores tienen limitaciones a la vista, se establece que para saber bien el lugar en donde están arrodillados, hay marcas con relieves que marcan las posiciones y límites del terreno de juego.

Los jugadores simplemente toman el balón, el cual tiene cascabeles en su interior, y lo arrojan a ras de suelo contra el equipo contrario. Los oponentes, por su parte, deben seguir el recorrido de la pelota mediante el sonido que ésta genera y, de esa forma, bloquean los posibles goles.

Mediante esta mecánica se realizó la jornada deportiva, la cual tuvo como fin proporcionar a los estudiantes una experiencia vivencial, pero que al mismo tiempo fuera recreativa. De esta forma el Ceia busca proporcionar una educación completa, fomentando la integración social, el respeto y valores humanos.

“Los jóvenes acogen muy bien la iniciativa, aprecian de otra forma a las personas con discapacidades cuando los ven en la calle. La finalidad es hacer una actividad física en donde todos puedan participar”, precisó José Vivar, orientador del Ceia.

“Es una excelente oportunidad para aprender otras experiencias y conocer otras personas. Espero que se vuelva a repetir, a mí por lo menos me encantó. Considero importante este tipo de actividades para la formación de nuestra educación, además de agregar valores a nuestra persona. Hay muchos que no ayudan y no respetan, esto va en contra de esas malas prácticas. Es una forma muy novedosa de poder relacionarse con ellos, e integrarlos con personas que no son ciegas necesariamente”, manifestó Sabina Münzenmayer Vera, secretaria del Centro de Estudiantes del Ceia.