Necrológicas
  • Juan Fermín Purralef Montalva

Interés por ver a Camila Gallardo obligó a cambiar el lugar de realización del show

Por La Prensa Austral jueves 26 de septiembre del 2019

Compartir esta noticia
Visitas

Desconcierto, frustración e indignación fue lo que primó a primera hora de ayer en las oficinas de la secretaría regional de las Culturas, las Artes y el Patrimonio. Ello, por la situación que se generó en torno a la celebración del Día Nacional de la Música, la que reunirá a artistas y conjuntos regionales como Sur Canoris y a la cantante nacional Camila Gallardo, siendo la expectación generada por ver a esta última artista la que ocasionó que las entradas se acabaran en menos de una hora.

La cantante nacional se encuentra en su mejor momento, desarrollando una sostenida desde el año 2018, siendo nominada a los premios Grammy Latinos 2019 a Mejor Nuevo Artista y Mejor Album Vocal Pop Tradicional, razón más que suficiente para generar gran interés entre grandes y chicos quienes no querían perderse la oportunidad de ver a “la Cami”.

Amargo desconcierto

Desde las 8 de la mañana comenzó la gente a hacer fila en el frontis del edificio de la seremi de las Culturas, ubicado en calle Pedro Montt  Nº 809. Entre ellos padres y madres con la misión de llevar a sus hijas e hijos entradas para ver a la artista nacional del momento, entrega que se había anunciado desde las 9,30 horas. El problema se suscitó debido a que una torrencial lluvia azotaba a esa hora la capital regional, por lo que los funcionarios decidieron hacer entrar al público para que no sufriera los embates del clima.

El primer error se cometió cuando alguien propuso comenzar con la entrega de las codiciadas entradas una hora antes de lo previsto, producto de lo cual cuando llegó la hora oficial anunciada para la entrega, ya no quedaba ni una. “Lo que pasó fue que empezaron a entregar las entradas como a las 8,10 y los que llegamos a la hora nos quedamos sin entrada”, dijo Sofía Toro, quien salió pasadas las 10,30 horas atónita del lugar.

“Yo llegué a las 9,30 y ya no había. Dijeron que se entregaron 1.200 entradas en menos de una hora. Eso quiere decir que no había la cantidad que dicen”, dijo Daisy Araos, un tanto indignada con la situación. “Es imposible que en ese tiempo 600 personas escriban su nombre, teléfono, correo. Vimos el registro y había personas que retiraron hasta 4 entradas”, acusó, cuando se suponía que no entregarían más de dos por persona.

“Llegué a las 9,20 y no había entradas. Atendieron a 630 personas en el lapso de una hora, cosa que de ser cierta me parece de una eficiencia fantástica”, dijo Juan Manuel Bórquez quien iba a buscar entradas para su hija. Más allá del espectáculo, el tema es una irresponsabilidad hacia la gente cuando te dan una hora establecida, agregó. “Yo creo que ahora no tienen cómo justificar las entradas que faltan” agregó dudando de que se haya entregado efectivamente la cantidad anunciada.

La secretaria regional de las Culturas Katherine Ibacache explicó que esta situación se generó porque llegó mucha gente muy temprano a retirar las invitaciones, por el alto interés de ver a Camila Gallardo. A eso de las 10,45 horas la autoridad anunciaba gestiones para encontrar otro espacio y poder albergar más cantidad de público, debido a lo que las personas continuaron en la fila esta vez para anotarse en un listado que se consideraría de poder contar con un nuevo recinto para el evento.

Cambio de escenario

A las 17 horas un comunicado oficial de la seremi de las Culturas anunciaba que “producto de la alta demanda del público por asistir al evento de celebración del Día de la Música y los Músicos Chilenos, la Seremi de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, optó por el cambio de recinto para la realización del espectáculo”.

De esta manera, anunciaron que el evento se efectuará en el gimnasio de la Confederación Deportiva de Magallanes ubicado en calle O’Higgins N° 0110. “Este recinto cuenta con una capacidad mayor al gimnasio Fiscal, donde originalmente se llevaría a cabo”, consignaron.

“Las personas que llegaron la mañana de este miércoles hasta la oficina de la seremi y no consiguieron su entrada, fueron inscritas y recibirán su respectiva invitación. Ante la contingencia habilitamos un registro de manera de cumplir con quienes vinieron por su entrada. Nos contactaremos con esas personas”, recalcó Katherine Ibacache, junto con insistir que ya no hay disponibilidad de boletos para asistir al concierto.