Necrológicas
  • Jorge Antonio Yersic Soto
  • Francisca Gallegos Rubio
  • Julio Sebastián Calderón Maclean

Conmoción en China al enfermar 500 niños de una escuela por contaminación del suelo

Por Agencias jueves 21 de abril del 2016

Compartir esta noticia
260
Visitas

Los niños de la Escuela de Lenguas Extranjeras de Changzhou, en Jiangsu, en el este de China, estaban felices el año pasado cuando empezaron las clases en el edificio nuevo. Meses más tarde, al menos 500 de ellos, según una investigación de la cadena de televisión estatal CCTV, han enfermado y algunos de ellos padecen leucemia. La razón, aparentemente, es la contaminación del suelo de la parcela: había sido hasta recientemente un vertedero de desechos de varias plantas químicas.

El nuevo gran escándalo ha suscitado un aluvión de reacciones entre los ciudadanos y sirve de recordatorio de que la gravedad del problema de la contaminación del suelo en China, tras tres décadas de rápida industrialización que antepuso el crecimiento a cualquier otra consideración, incluido el respeto al medioambiente. Según las cifras oficiales dadas a conocer en 2015, después de años de declararlas secreto de Estado, al menos un 16% del suelo, y un 19,4% de toda la tierra cultivable, está contaminado.

Los 2.400 alumnos de Changzhou comenzaron a asistir a clase en el edificio nuevo en septiembre pasado. En diciembre, según la agencia Xinhua, comenzaron a quejarse de un extraño mal olor y a padecer erupciones, toses persistentes o dolores de cabeza. Según CCTV, el problema ha ido mucho más allá: de 641 estudiantes que se sometieron a exámenes médicos recientemente, 493 mostraron algún tipo de enfermedad, desde tos crónica o anormalidades en la sangre hasta linfoma o leucemia.

El reportaje de la televisión oficial denuncia que el suelo y el agua subterránea contenían metales pesados y otros elementos tóxicos. El nivel de clorobenzeno, una sustancia carcinogénica, en el agua superaba en cerca de 100.000 veces el nivel considerado tolerable.

Las autoridades chinas han intentado salir rápidamente al quite del escándalo antes de que adquiera mayores proporciones. Han ordenado la apertura de una investigación sobre el caso, mientras los responsables locales desmienten el reportaje de la televisión oficial. Según las autoridades municipales, sólo 133 estudiantes han mostrado molestias.

Agencias