Necrológicas
  • Haidee Correa Norambuena
  • Antonio Martinic Vrandesic
  • Nolberto Villarroel Barría
  • Beba Babaic Smith
  • Ramón Rosales Gutiérrrez

Logran fotografiar extraña mantarraya color rosado y única en el mundo

Por Agencias miércoles 11 de marzo del 2020

Compartir esta noticia
Visitas

Un fotógrafo australiano capturó hace un mes una especie que ha dado mucho que hablar por sus características: una mantarraya cuyo vientre es de color rosado. Desde ya, los expertos indicaron que se trata de una nueva clase de mutación.

El fotógrafo es Kristian Laine (32), quien el pasado mes de febrero acudió a bucear en las cercanías de la gran barrera de coral, próxima a la isla Lady Elliot. Justo allí, avistó a este particular ejemplar a pocos metros de profundidad.

Justo en ese momento, el hombre logró capturar varias imágenes de la mantarraya, las cuales posteriormente publicó en su cuenta de Instagram. Hasta ahora, el registro cuenta con más de 9 mil Me Gusta y cientos de comentarios.

“No tenía ni idea de que existían mantas rosas. Me confundió mucho y pensé que el flash de la cámara estaba roto o que estaba haciendo algo raro”, escribió juntos a las fotos.

El animal marino fue bautizado como Inspector Clouseau, recordando al detective que estaba presente en el dibujo animado La Pantera Rosa. A eso se suman características físicas que lo hace único.

Según detalló el diario español La Vanguardia, la especie se denomina Manta alfredi y es una de las de mayor tamaño en el mundo, ya que puede llegar a medir tres metros en edad adulta.

Por otro lado, la primera vez que se vio este ejemplar en las cercanías de la isla Lady Elliot fue en diciembre de 2015. Desde ese instante investigadores de la Universidad de Queensland ahondaron en sus cualidades.

En ese entonces, los científicos determinaron que la pigmentación de la Inspector Clouseau podía deberse a una infección cutánea o a su dieta, algo similar a lo que ocurre con los flamencos cuando tienen esa tonalidad, por los carotenoides que ingieren cuando comen pequeños crustáceos.

No obstante, esto quedó descartado luego que se realizara una biopsia a la piel de la mantarraya, en la cual se descartó que su coloración se debiera a los dos factores antes mencionados.

A raíz de las fotografías de Laine, el caso fue tomado por investigadores del Project Manta, quienes desde ya apuntan a que su particular colorido podría deberse a una mutación genética.

En este sentido, explican, la mutación estaría en la expresión de la melanina, lo cual explicaría que su vientre sea de color rosado y sea tan particular.