Necrológicas
  • Marta Irma Muñoz Cárdenas
  • Emelina Ayala Gajardo
  • José Arturo Sotomayor García

Masiva asistencia en funeral de sacerdote asesinado por yihadistas

Por Agencias miércoles 3 de agosto del 2016

Compartir esta noticia
59
Visitas

Las exequias por el sacerdote católico asesinado hace una semana por dos yihadistas en su iglesia del noroeste de Francia se efectuaron ayer en la catedral de Ruán, en una atmósfera de recogimiento y entre fuertes medidas de alta seguridad.

El féretro, llevado por cuatro personas, fue ingresado al templo precedido y seguido por una procesión de prelados ataviados en blanco y violeta, colores del duelo.

Varios musulmanes estaban también presentes: “He venido para mostrar mi solidaridad con la comunidad cristiana. Es un deber. Estamos aquí por la buena convivencia”, subrayó Hassan Houays, profesor de de Saint-Etienne-du-Rouvray, la localidad cercana a Ruán donde tuvo lugar el atentado.

Unas 2.000 personas, en el interior de la catedral gótica, y en el exterior, pese a la lluvia, acudieron para rendir homenaje al padre Jacques Hamel, de 85 años, degollado mientras celebraba una misa matinal para cinco feligreses.

Esta muerte cargada de simbolismo, ejecutada a sangre fría por dos jóvenes franceses de 19 años en nombre del Estado Islámico (EI), ha conmocionado a Francia, entre los cristianos, pero igualmente en toda la población. Numerosos musulmanes han rechazado el bárbaro acto.

El padre Jacques Hamel era conocido localmente sobre todo por su trabajo en el diálogo interreligioso con los musulmanes de esta ciudad normanda de 28.000 habitantes.

El atentado, el último de una larga serie que enluta a Francia desde hace año y medio, fue cometido doce días después de la matanza de Niza (sureste, 84 muertos) perpetrado por un yihadista al volante de un camión después de los tradicionales fuegos artificiales del 14 de julio, en el Paseo de los Ingleses.

Agencias