Necrológicas
  • Amina Rodríguez vda. de Molina
  • Rodolfo Antonio Godoy Huenteo
  • Fernando Muñoz Subiabre

Un policía muere en operativo armado que permitió la liberación de 92 reos en cárcel carioca

Por Agencias martes 11 de septiembre del 2018

Compartir esta noticia
90
Visitas

Brasil tiene la tercera mayor población carcelaria del mundo, con 726.712 reclusos.

Un total de 92 presos huyeron la madrugada de este lunes de una cárcel de máxima seguridad de Joao Pessoa, en el noreste de Brasil, apoyados por un operativo comandado desde el exterior, en un hecho que dejó un policía muerto.

Las autoridades reportaron 105 prófugos en la mañana, pero la Secretaría de administración penitenciaria de la región informó en la tarde que, tras un nuevo conteo, el balance se redujo a 92. En la mañana, 41 de ellos fueron recapturados.

“Hombres fuertemente armados derribaron el portón principal después de un intercambio de disparos con policías y agentes penitenciarios” de la cárcel Romeu Gonçalves Abrantes, precisó la secretaría.

Unos 20 hombres llegaron en cuatro vehículos disparando contra las garitas y contra el portón principal, destruido con explosivos, agregó un portavoz de la instancia.

Un policía fue baleado y murió horas más tarde en el hospital. No hay reportes de otros heridos o fallecidos.

Poco antes del mediodía, las autoridades informaron que 41 prófugos fueron recapturados y que un amplio operativo policial se mantenía en la ciudad, de 700.000 habitantes, donde algunas escuelas y centros médicos permanecieron cerrados como medida de seguridad.

Más de mil policías fueron destacados para el operativo de búsqueda, precisaron las autoridades.

En el momento de la fuga, había 680 detenidos en la cárcel Romeu Gonçalves, con una capacidad para 660 reclusos.

El titular de la Secretaría, teniente coronel Sérgio Fonseca de Souza, informó que la acción tuvo como objetivo rescatar a tres sospechosos de asalto y explosión de blindados detenidos hace un año. Un cuarto hombre, que había sido encarcelado con ellos, no fue rescatado, precisó.

Fusiles, explosivos y alicates fueron utilizados en el ataque, aprovechado por otros detenidos para huir.

“Sabemos que todo Brasil pasa por esta situación. En Paraíba no se registraba un hecho de esta naturaleza desde hacía ocho años”, dijo el coronel de la Policía Militar Euller Chaves en rueda de prensa.

Brasil tiene la tercera mayor población carcelaria del mundo, con 726.712 reclusos, según los últimos datos oficiales de junio de 2016. La cifra casi duplica la capacidad penitenciaria del país, calculada en 368.049 cupos en 2016.

Fugas, motines y sangrientos ajustes de cuentas son constantes. El año pasado, una rebelión dejó 56 presos muertos en Manaos, capital del estado Amazonas (norte). La masacre se produjo durante un enfrentamiento de más de 17 horas entre miembros de facciones. Este año también comenzó con un alzamiento. En Goiás, en el centro del país, un motín dejó nueve presos muertos y 14 heridos en un penal de régimen semiabierto. También en enero de este año en Par, en el norte, un enfrentamiento entre facciones dejó 10 presos muertos y ocho heridos en la cárcel de Itapajé.

En abril, también en Pará, un intento de fuga dejó 21 muertos en Belém, la capital del estado.