Necrológicas
  • Jessie Jonston de Imperatore
  • Luis Santis Escobar
  • Nélida Díaz Calderón

Condenan a 20 años de cárcel a uno de los asesinos de menor torturado en Temuco

Por La Prensa Austral domingo 10 de junio del 2018

Compartir esta noticia
362
Visitas

– Alan Peña fue amarrado a una silla y martirizado durante 12 horas por un abuso sexual que no cometió.

El Tribunal Oral en lo Penal de Temuco condenó a 20 años de presidio efectivo a Pablo Morales y a 300 días de presidio a Abraham Bravo, los dos adultos declarados culpables de haber torturado por más de 12 horas al menor de 13 años Alan Peña, a quien ultimaron a golpes y asfixiaron con una almohada y una bolsa en la cabeza.

El menor fue acusado injustamente de abuso sexual contra una hija de Morales, lo que fue desacreditado por los peritajes de la Brigada de Homicidios de la PDI de Temuco.

El violento hecho ocurrió el 12 de diciembre de 2016 en el sector Pedro de Valdivia de Temuco, y fueron detenidos como partícipes Johana Mora y Víctor Chanqueo, quienes finalmente -en el juicio- fueron absueltos de los cargos.

Alan Peña padecía síndrome de Asperger y recibía atenciones en un centro de rehabilitación conductual del Servicio Nacional de Menores (Sename) en La Araucanía.

Una vez conocida la sentencia, el fiscal Italo Ortega explicó que como Ministerio Público “habíamos pedido en nuestra acusación -y así lo sostuvimos durante el juicio- la condena de presidio perpetuo calificado respecto del acusado Morales Correa”.

El persecutor reclamó que “se ha impuesto la pena dentro del tramo en el cual comienza esta pena, que es de los 15 años y un día. El primer tramo termina en 20 años y esa pena es la que ha impuesto el tribunal”.

“Respecto del otro condenado, es la pena más alta dentro del tramo que el tribunal podía imponer, que son los 300 días”, precisó Ortega, sin embargo, estos 300 días ya se dieron por cumplidos por el tiempo que estuvo recluido por esta causa.

“Ahora se inicia una etapa en la que el Ministerio Público va a revisar esta sentencia, la analizaremos cuidadosamente a objeto de determinar si es posible presentar un recurso de nulidad ante la Corte de Apelaciones de Temuco para realizar un nuevo juicio. Ese es un estudio que haremos dentro de los próximos días”, indicó el persecutor.

El estudio de la sentencia por parte de la Fiscalía se debe a las dudas respecto de la determinación acerca de la participación de Johana Mora, pues el abogado del Sename -que es querellante en la causa- la acusa de haber provocado, tijera en mano, un profundo corte en el rostro que contribuyó a la muerte del menor.

Abogado de imputada

El abogado de Mora, Víctor Contreras, se manifestó conforme con que su defendida haya quedado libre de toda responsabilidad en este hecho.

“Esta defensa tiene la plena convicción de que lo que se ha arribado en este tribunal de justicia ha sido un reflejo de la prueba presentada por el Ministerio Público, toda vez que mi defendida estuvo en todo momento al cuidado de sus hijas mientras se realizaban los actos de violencia en contra del menor, por lo tanto, no había otra forma de llegar a una sentencia absolutoria”, sostuvo.

El letrado se mostró “satisfecho en cuanto a la absolución de ella”, pero “lamentamos mucho, en cuanto a lo que es la familia, obviamente es un hecho atroz en la región, pero esta defensa siempre plasmó que mi representada era inocente de todos los cargos que se les estaban imputando”.