Necrológicas
  • Aroldo Andrade Andrade
  • María Lucinda Levill Levill
EDITORIAL

El último año de Michelle Bachelet

Por La Prensa Austral lunes 13 de marzo del 2017
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
71
Visitas

El sábado recién pasado, el go-bierno de la Presidenta Michelle Bachelet cumplió tres años y entró en su recta final. Al momento de su evaluación, la Mandataria destacó las reformas impulsadas y planteó que en los últimos doce meses hará hincapié en la capacitación de mujeres y jóvenes, en la construcción e inauguración de hospitales, salas cunas y jardines infantiles, parques, viviendas y carreteras.
Convencida de que se han realizado cambios estructurales de importancia, expresó su anhelo porque “este impulso no se detenga” y, seguramente aludiendo al próximo gobierno, indicó que “no da lo mismo el rumbo que tome el país”.
La evaluación de la derecha es diametralmente opuesta, llegándose a plantear que su segundo gobierno ha sido el peor desde el retorno a la democracia.
A nivel de análisis de su programa de gobierno y medidas propuestas, observatorios, como el de Ciudadano Inteligente, realizaron un estudio de éstas para determinar el grado de cumplimiento. La entidad referida concluyó que, a un año de entregar el mandato, el gobierno de Bachelet sólo ha cumplido el 48% de su plan presidencial y del discurso del 21 de mayo.
En regiones, también los intendentes realizaron un balance de lo obrado y, en Magallanes, se destacó el Plan de Desarrollo de Zonas Extremas, como un instrumento que permitió proyectar una inversión pública de sobre los 400 mil millones.
Ello, pese a que, en rigor, también no se ha logrado avanzar significativamente en la ejecución del conjunto de iniciativas allí contempladas.
Pero, no se puede desconocer que la millonaria inversión de este plan, que ha permitido continuar e iniciar obras de envergadura, ha sido un complemento relevante al presupuesto regional que proviene del Fondo Nacional de Desarrollo Re-gional.
Ante la incertidumbre que existe sobre la continuidad de este plan y la factibilidad de que el próximo gobierno respete y otorgue el financiamiento requerido, sin duda que los esfuerzos políticos, parlamentarios y empresariales deben estar puestos en que se cumpla a cabalidad con todas las obras allí proyectadas independiente de qué color político sea la futura administración.