Necrológicas
  • José Arturo Olavarría Velásquez
  • Víctor Serón Nail
EDITORIAL

Esclareciendo las cifras del proceso migratorio

Por La Prensa Austral domingo 6 de mayo del 2018

Compartir esta noticia
69
Visitas

– Estas estadísticas permiten poner en contexto el proceso migratorio y, siguiendo la política impulsada por Piñera, actuar oportunamente para controlar y ordenar el ingreso de personas de otras nacionalidades a la región.

Esta administración entregó un nuevo informe demográfico sobre la base del Censo 2017 realizado por el Instituto Nacional de Estadísticas, que buscó corregir las falencias y errores del proceso censal aplicado durante el primer gobierno de Piñera.

De esta información se desprende que las personas efectivamente censadas ascienden a 166 mil 533, siendo 85 mil 249 hombres y 81 mil 284 mujeres.

Otros datos son que el 91,9% de los habitantes reside en zonas urbanas y que el 23% de los censados declaró pertenecer a algún pueblo indígena u originario.

Quizás por el gran impacto que ha provocado el masivo ingreso de extranjeros en todo el país, los datos más destacados por los medios de comunicación han sido los relacionados con la llegada de personas de otros países.

Así y según la información oficial, actualmente viven en Magallanes cerca de 5 mil extranjeros, cifra que considera a poco más de los 4 mil 700 inmigrantes censados el año pasado y a los 85 ciudadanos de otros países que han concurrido en las semanas pasadas a la gobernación provincial para regularizar su estadía en la zona.

Ahora también hay antecedentes sobre la procedencia de ellos, determinándose que el mayor número son de Argentina, seguidos por los de Colombia y Venezuela.

Es muy importante para las jefaturas de los poderes del Estado y de los distintos servicios civiles y policiales tener absolutamente claro estas cifras. En el caso particular de los extranjeros, éstos sólo representan el 3% de la población en Magallanes. Es, de hecho, la cifra más baja en todo el país.

Estas estadísticas permiten poner en contexto el proceso migratorio y, siguiendo la política impulsada por Piñera, actuar oportunamente para controlar y ordenar el ingreso de personas de otras nacionalidades a la región.

Paralelamente, se trata de una información base para poder articular y adecuar las políticas gubernamentales tendientes a garantizar a estas personas que su residencia en Magallanes será en condiciones de dignidad e igualdad.