Necrológicas
  • Filomena Barría Mancilla
  • Peter Eladio Frías Gómez
  • Rudecindo Segundo Alvarado Mansilla
  • María Patricia Vargas Fuentes
EDITORIAL

Meta de las Jornadas por la Rehabilitación

Por La Prensa Austral viernes 22 de junio del 2018

Compartir esta noticia
211
Visitas

“La vida nos da sorpresas, unas buenas y otras no tanto. Pero yo no dejo de soñar”. Estas fueron las emotivas palabras con las cuales se presentó en la víspera Verenice Runín Gallardo, quien fue escogida como Niña Símbolo de las XXXIª Jornadas por la Rehabilitación en Magallanes, que se realizarán el 24 de noviembre.

A Verenice, de 23 años, se le diagnosticó un cáncer, enfermedad que transformó su vida. Hoy, con una pierna amputada y enfrentando un proceso de rehabilitación, se presenta ante la comunidad magallánica para testimoniar cuán importante es para todos que exista el Centro de Rehabilitación Club de Leones Cruz del Sur. En caso contrario, miles de personas como ella no habrían tenido opción alguna de recibir un tratamiento oportuno y efectivo, capaz de devolverles la esperanza de una vida mejor y autovalente.

Se trata de una obra meritoria que lleva adelante año a año el referido club leonístico y que ha sido un invaluable aporte para la región y, en particular, para la existencia de muchos niños, adolescentes, jóvenes y adultos mayores que han sufrido enfermedades y/o accidentes invalidantes.

Para ellos y sus familias, el Centro de Rehabilitación ha sido un verdadero refugio ante la adversidad, encontrando una atención profesional y comprometida en los profesionales de este establecimiento y de sus sedes en Puerto Natales, Porvenir y Puerto Williams. 

Esta obra va creciendo y así también lo hace su requerimiento financiero. Es, por ello, que este año los magallánicos, las empresas y los servicios públicos tienen el deber de unirse y alcanzar la meta fijada de $720 millones.

Hace 32 años, seis fueron los niños que recibieron las primeras atenciones. Hoy, son 3 mil 714 los usuarios. Esta obra ha sido fruto del empuje y tenacidad de los ‘leones’, pero también fruto de la solidaridad magallánica.