Necrológicas
  • Iris Díaz de Pérez
  • Nelson Soto Cárcamo
EDITORIAL

Prensa y tiempos de crisis

Por La Prensa Austral jueves 23 de abril del 2020

Compartir esta noticia
Visitas

En un ordenamiento democrático, se confiere un rol gravitante a la libertad de expresión y de prensa y esta función se torna tanto o más importante cuando un país enfrenta momentos complejos y crisis de toda índole.

En esta pandemia -que tiene su correspondiente nacional y regional- ha sido relevante la existencia de un régimen de plena libertad de información, sobre todo respecto de ir monitoreando el desempeño de los distintos gobiernos y de diversos estamentos, como los organismos del Estado y las empresas.

Por esto, la Asociación Nacional de la Prensa salió al paso de recientes declaraciones formuladas por el ministro de Salud, Jaime Mañalich, quien, al ser puesto en jaque sobre una supuesta donación de ventiladores mecánicos desde China, arremetió con graves imputaciones hacia uno de sus medios asociados. 

En efecto, Mañalich buscó soslayar sus propios equívocos en torno a este tema descalificando la labor periodística y sosteniendo que “el trabajo de la prensa es vender cosas en base a inventar mentiras”.

Entendiendo que toda acción humana es susceptible de errores y que la información periodística puede adolecer en algunas oportunidades de cierto margen de incerteza, no cabe sino rechazar de plano las declaraciones del ministro de Salud. 

Los medios de comunicación han tenido una función esencial y, pese a todas las restricciones que impone una pandemia respecto del desplazamiento y acceso a las fuentes oficiales, han sido fundamentales en el escrutinio de las políticas públicas y del conjunto de medidas de prevención adoptadas.

En momentos en que la inmediatez de las redes sociales ejerce gran presión sobre los medios y que  también puede llegar a confundirlos por la proliferación de datos inciertos o, derechamente, falsos, éstos han aportado con racionalidad, certeza, orden y priorización de los datos.