Necrológicas
  • María Bernilda Díaz Oyarzo
EDITORIAL

Presidente y reforma constitucional (I)

Por La Prensa Austral miércoles 25 de diciembre del 2019
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
Visitas

En la víspera, el Presidente Sebastián Piñera encabezó un acto en La Moneda en que se promulgó la reforma constitucional para iniciar el proceso constituyente, uno de los puntos fundamentales del acuerdo suscrito entre diferentes colectividades políticas el pasado 15 de noviembre.

La iniciativa había sido despachada la semana pasada por el Congreso y programa un plebiscito para el 26 de abril del próximo año, a fin de que la gente apruebe o rechace la elaboración de una nueva Carta Magna y, a la vez, se pronuncie por el mecanismo que considera más oportuno para que se redacte este instrumento: convención constituyente integrada por 155 ciudadanos electos o una convención mixta constitucional, compuesta por 86 ciudadanos y otros 86 parlamentarios.

Ante doscientas personas y representantes de los tres poderes del Estado, el Mandatario hizo un gesto a la oposición al usar el término asamblea constituyente para referirse al órgano que estará encargado de dar forma a la nueva Constitución.

Y teniendo a su propio sector enfrentado -incluyendo el desaire que realizó la presidenta la Udi a su par de RN en la misma ceremonia- y a un país fraccionado y violentado, Piñera hizo un llamado a la unidad y a poner énfasis en el respeto y en la importancia del diálogo.

También pidió no mantener posiciones ambiguas para condenar la violencia y todo tipo de amenazas.

No son perogrulladas las palabras de Piñera respecto de que el plebiscito y el eventual proceso constituyente que se derivará de él requieren un marco de unidad y de estabilidad. La aprensión que existe – como se ha planteado desde este espacio- es que haya grupos interesados en que el ambiente social siga agitándose y que continúen la violencia y el vandalismo reinando en las calles.