Necrológicas
  • Filomena Barría Mancilla
  • Miriam Rozas Alvarado
  • Dagoberto Mancilla Ojeda
  • Ida del Carmen Alvarado Navarro
  • Pedro Delgado Andrade
  • Peter Eladio Frías Gómez
EDITORIAL

Suma urgencia para el proyecto que regula la elección de gobernadores regionales

Por La Prensa Austral domingo 7 de mayo del 2017

Compartir esta noticia
64
Visitas

– Uno de los aspectos que zanja el proyecto propuesto por el Ejecutivo es que los senadores y los diputados en ejercicio no pueden renunciar a sus cargos para postular a otro de elección popular, con lo cual estarían impedidos de ser candidatos a gobernador regional.

Con bastante retraso y casi al límite de no poder viabilizar la elección de gobernadores regionales (hoy intendentes), el gobierno remitió la semana pasada al Congreso el proyecto de ley orgánica constitucional que regula tal proceso eleccionario, ingresando la iniciativa a la Cámara de Diputados.

La esperada norma es necesaria para materializar tal elección, la que –según el compromiso presidencial- debería realizarse en forma inédita en noviembre próximo.

El texto complementa la reforma constitucional que se alcanzó a despachar en diciembre del año pasado y está ineludiblemente ligado a la que establece un nuevo procedimiento de transferencia de competencias desde el nivel central a las regiones.

Uno de los aspectos que zanja el proyecto propuesto por el Ejecutivo es que los senadores y los diputados en ejercicio no pueden renunciar a sus cargos para postular a otro de elección popular, con lo cual estarían impedidos de ser candidatos a gobernador regional.

Otras figuras como los alcaldes y concejales podrán postular, siempre y cuando renuncien 90 días antes de la elección definida o 60 días antes de la primaria. En tanto, ministros, subsecretarios, intendentes, gobernadores y otras figuras del aparato público deberán dejar sus cargos 100 días antes.

Lo más importante es que el gobierno calificó de suma urgencia la tramitación de este proyecto, dando así quince días para su total despacho por cada cámara del Congreso, con lo cual espera que la norma se promulgue a tiempo para que los referidos comicios tengan lugar este año.

Habiendo sido la agenda descentralizadora una de las promesas de la administración Bachelet, no parece coherente que haya habido tal grado de dilación en el envío al Congreso de los proyectos necesarios para darle forma al que se considera un paso icónico de este proceso y que persista la ambigüedad respecto de las atribuciones y competencias y de los deslindes entre la nueva figura de gobernador regional y la de delegado presidencial.