Necrológicas

Magallánico de 14 años se convierte en promesa del fútbol profesional

Por La Prensa Austral lunes 10 de febrero del 2020

Compartir esta noticia
Visitas

Ahora, como miembro de la división Sub 14 de Club Palestino, Erick Lorca debe enfrentar una nueva etapa en su vida

Fotos Sebastián Vidal / Cedidas

Erick Lorca es un joven magallánico de 14 años. Hace unos días, su vida dio un repentino giro cuando la oportunidad golpeó a su puerta y de pronto tanto él como su familia debieron tomar la decisión de enfrentar un nuevo capítulo en su historia: la entrada al mundo del fútbol profesional.

Erick en un después (izquierda) y antes (derecha), como luce ahora con la polera de su nuevo equipo. – En el patio de la parcela donde vivió hasta este domingo, el joven hace demostración de su dominio sobre el balón.

“Todo partió en el nacional, que fuimos a representar a Magallanes. En eso me vieron de Palestino”, cuenta Erick, sentado en el living de su casa, sobre el momento clave de su recientemente iniciada carrera como futbolista profesional, cuando los fichadores del club deportivo lo vieron jugar por su equipo y, atraídos por su excelencia en la cancha, le extendieron una oportunidad casi única para un joven talento de una región remota: la invitación a unirse a su división Sub 14.

“Tuve que ir el lunes antepasado estuve a prueba hasta el miércoles. Y me dijeron que me tenía que quedar y que si podía hablar con mi papá a ver si podía quedarme allá”, cuenta el joven sobre su fase de prueba en Santiago, donde aprobó todos los exámenes médicos y de rendimiento para asegurar su cupo dentro de Palestino.

“Es una oportunidad única”, comentan sus familiares a La Prensa Austral mientras Erick demuestra su dominio del balón a las cámaras. “Aquí en Magallanes hay quizás cuántos que tienen cualquier talento, pero no los ven. A lo mejor si justo los fichadores se iban a otro partido nadie lo iba a encontrar. El tuvo suerte que lo vieron”, agregan respecto a la casi única circunstancia que permitió a Erick iniciar una carrera profesional en lo que ha sido su pasión desde la infancia.

El joven futbolista regresó a Punta Arenas con permiso de unos días para preparar sus cosas. Este martes, junto a su madre, regresarán a Santiago, mientras que el padre permanecerá en la región. Erick continuará sus estudios en el Colegio Don Bosco de Santiago, al que fue transferido desde su par en Punta Arenas.