Necrológicas
  • Julio Sebastián Calderón Maclean

Fiscalía cerró sin imputados caso de desaparición de madre de dos hijas

Por La Prensa Austral sábado 13 de febrero del 2016
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
2.931
Visitas

Sin resultados se archivó la carpeta investigativa que mantenía abierta el Ministerio Público respecto de la desaparición de la mujer de 26 años, Estefanía Kovacic Chávez, quien tras una serie de desavenencias con su pareja, habría salido con rumbo desconocido el año 2013. A menos que alguna persona aporte nuevos antecedentes que permitan reactivar el caso, lo que ocurrió con la madre de dos hijas, de 8 y 3 años, seguirá siendo un misterio sin resolver.

En una audiencia realizada en la mañana de este viernes en el Juzgado de Garantía de Punta Arenas, la Fiscalía comunicó al juez Juan Villa Martínez la decisión de no perseverar la investigación, luego de que por largo tiempo, los antecedentes durmieran sin nuevas diligencias. Dicha investigación, al igual que otras tantas desapariciones en nuestra ciudad, habían sido entregadas a la Brigada de Homicidios de la PDI, no obstante, las pesquisas no arrojaron resultados.

Las pesquisas que se iniciaron como una “presunta desgracia” de Estefanía Kovacic, posteriormente derivaron en los presuntos delitos de secuestro con homicidio, violación o lesiones.

Diversas especulaciones se manejaron en torno al caso, incluso, su entonces pareja, Luis Ayusa Gajardo, quienes inició la campaña mediática para dar con el paradero de Estefanía, en un primer momento estuvo en la mira de la policía. Otra de las teorías, era que, agobiada por la situación familiar que junto a su cónyuge y sus hijas enfrentaban, habría decidido huir, aunque aquello tampoco encontró sustento.

Comienzo de la historia

El 4 de abril de 2013, llegó a las oficinas de La Prensa Austral un acongojado Luis Ayusa, quien solicitaba que lo ayudaran a difundir la imagen de la madre de sus hijas, la que había sido vista por última vez por su hermana el lunes 1 de abril, cuando actuaba erráticamente, portando una taza con cloro en una mano y un cuchillo cocinero en la otra.

Por esos días, el denunciante daba cuenta del temor de que la mujer atentara contra su vida, dado que una pelea con su madre, la cual había llegado a acalorados términos, caló hondo en el ánimo de Estefanía, a tal punto que él prefirió irse a la casa de un amigo con las niñas, hasta que se apaciguaran los ánimos.

“Alcanzaron a quitarle el cuchillo, pero aun así se fue con el veneno, por lo que tengo mucho miedo que se quite la vida”, relató entre sollozos en la oportunidad su pareja.

Conmoción causó en la comunidad el testimonio del ahora guardia de seguridad, “viralizando” la imagen de la mujer por medio de las redes sociales, sin embargo, el rumor de que Estefanía había abandonado a su familia fue cobrando fuerza.

“Lo único que le pido a mi señora es que piense que tiene dos hijas, que se acerque o me llame y converse conmigo, que sepa que no estoy enojado con ella, no le tengo odio, ni rabia, voy a entender su situación si no quiere volver, pero que se comunique para que mis hijas y yo estemos tranquilos”, fue el llamado que Ayusa le hizo a la mujer a través de este medio de comunicación, transcurridos entonces 50 días de su desaparecimiento.

Sin embargo, nada se supo de ella, y pese a que se realizaron innumerables diligencias, la mujer nunca apareció.

Otra de las especulaciones surgidas fue que Estefanía, había abandonado el territorio nacional, siendo vista en Argentina, pero aquello nunca pudo ser ratificado por la PDI, pese a que en su momento se informó que “habían importantes avances con la búsqueda”.

El rostro de la mujer se divulgó, incluso, a nivel nacional, a través de notas de prensa emitidas por los diferentes medios capitalinos, sin embargo ayer, en la página web de la PDI donde figuran las personas desaparecidas, su foto había sido retirada. Además, su retrato fue utilizado en diversas actividades y campañas con la violencia de género.

Ante la falta de nuevos antecedentes, al fiscal suplente, Juan Ignacio Aguilera, le correspondió este viernes comunicar el cierre de la causa, a casi tres años de la desaparición de la mujer.