Necrológicas
  • José Ramón Ampuero Guzmán
Uno como autor del homicidio y otros dos como cómplices

La repetición del juicio por el crimen de Gonzalo Muñoz terminó en decisión de condena para los tres acusados

Por R Martinez jueves 16 de mayo del 2019
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
3.261
Visitas

Las defensas de los dos ex carabineros y un civil analizan recurrir de nulidad y abrir la posibilidad a un tercer juicio.

Creo que no podemos hablar de triunfo, pero sí de justicia. En definitiva, acá todos perdimos”, señaló Alejandro Muñoz, tras conocer el veredicto de la repetición del juicio por el homicidio de su hijo Gonzalo, que tuvo un resultado distinto respecto de la primera sentencia anulada: junto con mantenerse la condena al ex carabinero Miguel Delgado como autor del hecho de sangre, los dos restantes imputados que habían sido absueltos en primera instancia, el también ex carabinero Pedro Loncuante y el civil Sebastián Cáceres, ahora fueron encontrados culpables como cómplices del delito de homicidio simple. La feroz golpiza ocurrió el 8 de julio de 2017 en Puerto Natales.

A las 16,37 horas de ayer, el juez redactor Guillermo Cádiz dio a conocer la decisión de condena del Tribunal Oral de Punta Arenas.

El fiscal a cargo, Cristián Muñoz, manifestó haber presentado la misma prueba que se aportó el año pasado.

“Estimo que no hubo mucha variación, siempre confiamos en los medios de prueba que teníamos y la verdad es que es un tema de apreciación de cada sala del Tribunal. En este caso ponderamos mejor los medios que teníamos y que vienen siendo los mismos que la vez anterior”, aseveró conforme el acusador, agregando que “creemos que hoy se ha hecho justicia para Gonzalo Muñoz”.

Al mismo tiempo, Delgado y Cáceres fueron condenados como autores de lesiones graves en contra de Sady Galindo, otra de las víctimas que la madrugada del 8 de julio de 2017 fue agredida, y finalmente el mismo Delgado fue encontrado culpable de las lesiones menos graves en perjuicio de Víctor Hernández Saldivia, el tercer herido en la reyerta.

Arriesgan altas penas

Los magistrados -Guillermo Cádiz, Jaime Alvarez y Palmira Muñoz- encontraron que las mismas pruebas resultaron insuficientes para la concurrencia de la legítima defensa invocada por los defensores del principal imputado, como también en cuanto a la existencia de la alevosía por homicidio calificado, deducida por la abogada querellante Martina Pradenas.

En este aspecto, el fiscal aseveró que espera una pena que bordea los 18 años de prisión efectiva para Delgado, mientras que para Cáceres se esperan 12 años y para Loncuante 10 años de privación de libertad, lo que se conocerá en la audiencia de lectura de sentencia el próximo viernes 24 de mayo, a las 13,30 horas.

Es dable hacer presente que estos dos últimos se encontraban en libertad, por lo cual los acusadores solicitaron a los jueces que se decretara la prisión hasta que se conozcan las penas, estimando los magistrados que para evitar un eventual peligro de fuga era necesario imponerles el arresto domiciliario nocturno a ambos.

Por otra parte, y evidentemente disconformes con lo resuelto, las defensas de los tres acusados abogaron porque el Tribunal les reconociera las circunstancias atenuantes de irreprochable conducta anterior y colaboración sustancial al esclarecimiento de los hechos.

¿Puede haber
un tercer juicio?

El abogado de Loncuante, Mario Elgueta, planteó la posibilidad de recurrir de nulidad ante la Corte de Apelaciones y llegar a un tercer juicio, debido a que su representado había sido absuelto en el primer juicio, por lo que aún mantiene dicha opción, sin embargo, aquello será estudiado tras conocerse los fundamentos de la sentencia.

Asimismo, Pablo Chandía, defensor de Cáceres señaló que “nos llama la atención la decisión del Tribunal para determinar que Sebastián sí tendría algún grado de participación importante. La complicidad está en el límite de la autoría. No estamos de acuerdo con el veredicto”.

“Acá todos perdimos”

Visiblemente consternado, con la voz entrecortada y luego de haber escuchado la decisión del Tribunal, Alejandro Muñoz, padre del joven músico expresó que “acá perdieron ellos y sus familias, perdimos nosotros y a nuestro hijo, perdió la comunidad, perdió la credibilidad una institución por el hecho de estos delincuentes disfrazados de Carabineros, y sólo hubo dolor. Que no se vuelva a repetir nunca más. Que nunca más haya violencia hacia nuestros jóvenes, menos de quienes tienen el deber de cuidarlos”.