Necrológicas
  • Carlos Warner
  • Filomena Cárcamo

Súbita muerte de atleta conmociona a competidores de carrera extrema en el Paine

Por La Prensa Austral domingo 4 de octubre del 2015

Compartir esta noticia
9.609
Visitas

Producto de un infarto, falleció ayer uno de los corredores del Ultra Trail que se desarrolló al interior del Parque Nacional Torres del Paine.
El argentino Jonathan Canto, de 23 años, estaba participando en la categoría de 50 kilómetros cuando sufrió un ataque al corazón, desplomándose en medio de la ruta habilitada para esta competencia.
El joven competidor oriundo de Río Gallegos fue asistido cuando corredores y personal militar se percataron de lo sucedido.
Ante la alarma dos equipos de rescate de la organización se trasladaron al sector al igual que funcionarios de la Fuerza Aérea de Chile.
El accidente cardiovascular se registró pasadas las 14 horas de este sábado. Y tras las primeras labores de asistencia se constató su fallecimiento en el sector del campamento Italiano, a 30 kilómetros aproximadamente. De la partida ubicada dentro de las dependencias de la Hostería Las Torres cerca de las 20 horas de ayer se esperaba la llegada del fiscal de Puerto Natales para que autorizara el traslado del cuerpo . Esta operación podría realizarse hoy cerca del mediodía.
El joven deportista había ingresado el viernes 2 por el paso fronterizo de Dorotea, para participar en el evento deportivo extremo a efectuarse este fin de semana en el Parque Nacional, en el cual habían  corredores inscritos de países como Argentina, Brasil y Estados Unidos, entre otros.
Ayer se corría un circuito de 50 kilómetros que partía en el Hotel Las Torres y cuya meta era el refugio Paine Grande, haciendo en la práctica el circuito de trekking conocido como la W.  La carrera, organizada por Nómadas International Group S.A. (Nigsa) se inició a las 8 horas de ayer.
Esta es la segunda versión del Ultra Trail y lo sucedido consternó a cerca de 180 participantes que se congregaron para dar vida a esta aventura.
Consternación
El organizador del evento Stjepan Pavicic se mostró conmovido por este accidente y refirió que él iba recorriendo el trayecto  junto a otros participantes cuando escuchó por radio  lo que estaba sucediendo y se trasladó de inmediato hacia las inmediaciones del campamento Italiano. Agregó que en ese momento detuvo su paso y miró hacia el lago Nordenskjöld, el cual estaba extraordinariamente quieto y sintió mucha paz. Cuando se reunió con el resto de los competidores dijo que todos se impactaron ante la noticia pero que expresaron que, si tuvieran que escoger una forma de morir, escogerían ésta, porque estarían haciendo lo que más les gusta.
“Yo elegiría morir en una montaña”, declaró en forma rotunda María Clara Serino , una de las grandes corredoras argentinas que se encuentra en ese lugar. “No le tengo miedo a la muerte”, agregó.
Pavicic hizo ver que millones de personas mueren por el sedentarismo, por lo que lo sucedido resulta paradójico porque se trata justamente de lo contrario ya que quienes participan en el Ultar Trail han escogido una vida sana y activa.
Agregó que gracias a las gestiones del médico cardiólogo Pablo Baccia, amigo del corredor fallecido y que también participaba en la competencia, se lograron contactar con la familia de Jonathan Canto. Su padre viajaba anoche hacia la provincia de Ultima Esperanza.
Hipótesis
Pavicic indicó que la ficha médica del joven de Río Gallegos refería que se trataba de un joven sano. Sin embargo, se supo que Jonathan estaba en un plan estricto de bajar de peso, pues habría llegado a pesar más de 100 kilos y al momento de asistir a la competencia ya se había desprendido 25 kilos.