Necrológicas
  • Henry Mansilla Santander
  • María Soledad Guzmán Oyarzún

Hotel Rey don Felipe se vio obligado a cerrar y despedir a 31 trabajadores

Por La Prensa Austral Domingo 22 de Noviembre del 2020

Compartir esta noticia
4,997
Visitas

– El gerente general, Enrique Garín, dijo que las obras correspondientes a la remodelación del edificio continuarán.

Al menos cuatro factores incidieron en la decisión final que tomaron los dueños del Hotel Rey don Felipe, ubicado en Armando Sanhueza esquina Waldo Seguel, de cerrarlo y despedir a 31 de los 37 trabajadores que prestaban servicios en el céntrico alojamiento.

La determinación se conoció por un aviso dando cuenta del cierre temporal a causa del coronavirus, producto de las extensas cuarentenas en el mundo y la compleja situación sanitaria que vive Punta Arenas.

El Magallanes ahondó la decisión con el gerente general del hotel, Enrique Garín, quien explicó que son varios los factores, todos a consecuencia del Coronavirus.

Uno es que no hay ninguna expectativa de desarrollo turístico para la ciudad de Punta Arenas para los próximos meses. Mientras se mantenga la cuarentena y las restricciones de paso de frontera para turistas nada va a cambiar.

“Las fronteras se abren este fin de semana, pero en condiciones muy particulares. Es una apertura condicionada y muy restrictiva para el ingreso de turistas”.

A esto se suman los rebrotes del Covid en Europa, como España, Italia y Francia, “de donde provienen flujos importantes de nuestros turistas”, mencionó.

“Fueron diversos los factores los que nos llevaron a tomar la decisión de cerrar el hotel”.

Construcción

Por ahora van a continuar las obras de ampliación del hotel en Punta Arenas y seguirán trabajando con un proyecto en Santiago, donde quieren replicar lo realizado localmente en materia hotelera.

Incluso en lo que respecta a la remodelación del hotel de Punta Arenas ahora será mucho mejor porque los trabajos podrán continuar sin interferir en la tranquilidad de los pasajeros.

Pese a que anticipadamente habían decidido cerrar el ala que colinda con los trabajos, y aprovechar el invierno cuando baja la ocupación, pero poco pudieron avanzar porque vino la cuarentena.