Necrológicas
  • Mercedes Zamora de Roldan
  • Juan Carlos Cárdenas Cárdenas
  • Sergio Enrique Asencio Vargas

Vicepresidente de EE.UU. se vacunó contra el Covid-19 mientras Bolsonaro cuestiona la vacuna de Pfizer

Por La Prensa Austral Sábado 19 de Diciembre del 2020

Compartir esta noticia
68
Visitas

El Vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, recibió la vacuna de Pfizer contra el coronavirus en un evento que fue transmitido en vivo por las cámaras de televisión como parte de los esfuerzos del país para generar confianza entre la población sobre la seguridad y eficacia del inoculante.

Otra que recibió la vacuna este viernes fue la líder demócrata de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi. “Hoy, con total confianza en la ciencia y en la dirección de la Oficina del médico tratante, recibí la vacuna contra el Covid-19”, escribió Pelosi en su cuenta de Twitter.

“No sentí nada. Bien hecho, y agradecemos su servicio al país”, manifestó Pence a quienes le administraron la vacuna.

“El pueblo estadounidense puede tener confianza: tenemos una, y quizás en cuestión de horas, dos vacunas seguras contra el coronavirus”, agregó.

Bolsonaro cuestiona
vacuna Pfizer

El Presidente Jair Bolsonaro cuestionó los posibles efectos colaterales de las vacunas contra el coronavirus y tomó como ejemplo la de Pfizer/BioNtech, diciendo que no hay ninguna garantía de que no convierta a quien se la aplique “en un caimán”.

“En el contrato de Pfizer está bien claro: ‘no nos hacemos responsables por cualquier efecto colateral’. Si te vuelves un caimán, es tu problema”, dijo Bolsonaro, que ha cuestionado en diversas ocasiones los inmunizantes así como la gravedad de la pandemia que ya dejó casi 185.000 muertos en Brasil.

“Si te conviertes en Superman, si le sale barba a alguna mujer o si un hombre empieza a hablar agudo, ellos (Pfizer) no tienen nada que ver con eso. Lo peor es meterse con el sistema inmunológico de las personas”, prosiguió Bolsonaro en el evento realizado en el estado de Bahía, en el noreste de Brasil.

La vacuna del laboratorio estadounidense Pfizer y el alemán BioNTech fue testeada durante su tercera fase en Brasil, y varios países, entre ellos Reino Unido, Estados Unidos y México, han empezado sus campañas de vacunación con ella o le han dado luz verde.