Necrológicas
  • Graciel del Carmen Velásquez Bórquez
EDITORIAL

Cambios en el Plan Paso a Paso

Por La Prensa Austral Miércoles 30 de Diciembre del 2020

Compartir esta noticia
184
Visitas

El inicio del proceso de vacunación contra el coronavirus permite concluir con relativo optimismo este año, marcado desde el inicio por esta pandemia y sus terribles efectos sobre la salud de las personas, incluidas las 16.488 muertes en el país y las casi 300 ocurridas en Magallanes (en forma directa o bajo sospecha)

Pero, la primera fase de la inoculación también coincidió con el reporte de la llegada al territorio nacional de la nueva cepa del virus, que tanto temor ha impreso en Europa, y por las fiestas de fin de año y el inicio del periodo de vacaciones.

Quedó claro que prolongar las cuarentenas y mantener inflexibles las medidas se puede transformar en una bomba de tiempo. Al primer alcalde díscolo, que fue el de Puerto Montt, le siguió como hecho alarmante la actitud de rebeldía asumida por el sector gastronómico de Punta Arenas, cuando propietarios y trabajadores abrieron sus locales en plena cuarentena, desafiando a la autoridad sanitaria. El pasado 23 de diciembre, también se provocó el levantamiento forzoso de la aduana sanitaria en la ruta 68, entre Santiago y Valparaíso, por los atochamientos que se produjeron pese a la prohibición expresa de realizar viajes interregionales.

Sobre todo el efecto que puede tener en el contagio estos meses de vacaciones complica a la autoridad, pues es incierto, pero temido el efecto de esto en la anunciada segunda ola. A esto se agrega el cansancio del personal sanitario y la necesidad de establecer un calendario de descanso legal para ellos y su consiguiente reemplazo en las Unidades de Pacientes Críticos y otras áreas de emergencia, principalmente.

El Presidente Piñera ha pedido a sus equipos sopesar todo esto y que se reevalúe el Plan Paso a Paso, conviniendo cambios y nuevas medidas para las vacaciones.

Destacable es que existiría la voluntad presidencial de hacer participar a las regiones y las comunas, adaptando el plan a las realidades locales y estableciendo también metas específicas.

Sin sacrificar la seguridad sanitaria, un aspecto relevante debe ser el otorgar a los habitantes y sectores productivos certezas y no someterlos al constante vaivén de las distintas medidas restrictivas.