Necrológicas
  • Héctor Mansilla Barrientos (Tito)
  • Oscar Bahamóndez González

De la llegada de Biden, al fin de la era Merkel: lo que se viene en el mundo para este 2021

Por Agencias Sábado 2 de Enero del 2021

Compartir esta noticia
116
Visitas

Tras un agitadísimo 2020, todo indica que el año que acaba de comenzar tendrá momentos importantes que definirán el andar del planeta.

Año nuevo, vida nueva”, dicen por ahí. Mientras el mundo sigue batallando contra la peor pandemia del último tiempo, comienza un nuevo ciclo lleno de incertidumbre, asumiendo los cambios que dejó el 2020 y con la esperanza de revertir el mal momento sanitario, con rostros nuevos y otros no tanto.

Lo único cierto, de momento, es que el 2021 será un año de decisiones y procesos importantes, de fines de ciclos y comienzos de nuevas eras que darán que hablar. Tal como el año anterior, los próximos 12 meses serán decisivos para el andar del planeta, y son varios los puntos que hay que tomar en cuenta. Hechos como el nuevo ciclo presidencial de Estados Unidos, la consolidación del Brexit o el fin de la era Merkel en Alemania sin duda que marcarán un antes y un después. Qué mejor que estar preparados sobre lo que se viene, para que no nos pille desprevenidos.

Un nuevo ciclo para Estados Unidos

El 20 de enero, el demócrata Joe Biden asumirá la Presidencia de Estados Unidos luego de vencer en una polémica elección al Mandatario Donald Trump.

La llegada de Biden a la Casa Blanca supone un giro en el andar del país norteamericano en diversas materias, principalmente en lo que respecta a medio ambiente, migración y relaciones exteriores. La elección de su gabinete, con mucha presencia femenina y representantes latinos, afroamericanos e indígenas, ya es un cambio respecto de su antecesor.

El Presidente electo ya tomó un compromiso con la comunidad migrante en algunos aspectos, como la no derogación del plan Daca, que favorece a aquellos que, siendo menores de edad, llegaron de forma ilegal junto a sus padres y ahora tienen toda su vida en Estados Unidos.

En materia de política exterior, los ojos del mundo estarán puestos en el rumbo que tomará el nuevo gobierno en temas como la guerra comercial con China y la relación con sus aliados, como la Otan, que se desgastó bastante durante la Administración Trump.

En esa línea, se espera que Biden adopte una postura menos proteccionista que su antecesor y más globalista, por lo que se prevé que tome decisiones como la reincorporación de EE.UU. al Tratado medioambiental de París y suspenda la salida del país de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ambas medidas tomadas por Trump.

El fin de una era

Y así como unos llegan, otros se van. Tras cuatro periodos al poder, Angela Merkel dejará de ser Canciller de Alemania este 2021, tal como lo prometió en 2018. Se va la mujer más poderosa del mundo y el puntal de Europa en los últimos años y, por ende, abre una nebulosa respecto del futuro de su país y también del viejo continente.

Merkel deja el gobierno con un aumento notorio de su popularidad en Alemania a raíz de su manejo de la pandemia.

No hay dudas de que la Canciller es un referente mundial y, ante su inminente salida, surge la duda sobre quién será su reemplazante en el gobierno y si tendrá el mismo temple de ella. La interrogante parte en su propio partido, la Unión Demócrata Cristiana, que aún no elige a su presidente para liderar la colectividad en los comicios de septiembre de este año.

La duda también pasa en si este reemplazante podrá asumir también el liderazgo de Europa, que hasta ahora lo tiene Merkel de manera indiscutida. Su salida del poder podría despertar la ambición de varios gobernantes del viejo continente, donde el francés Emmanuel Macron asoma como la principal alternativa, aunque también deberá tener un ojo con los problemas internos de su país.

La consolidación del Brexit y la lucha contra el Covid-19

EL 2020 terminó con la salida definitiva del Reino Unido de la Unión Europea, cuyas autoridades consiguieron que ésta se llevara a cabo de forma ordenada con un acuerdo comercial que la gran mayoría daba por perdido, evitando así el llamado Brexit “duro”.

Con esto ya consumado, queda ver cómo reaccionará Europa y el mundo a este hecho histórico. Y son varios los cambios que se avecinan en materia económica, fronteriza, política y social, con un Boris Johnson que, después de una larga batalla, logró “salirse con la suya” y se anota un triunfo, mientras sufre con el alto números de contagios y muertes en Reino Unido por el Covid-19.

Ahora, la aparición de una nueva cepa de Covid 19, más contagiosa, tiene con los nervios de punta a las autoridades locales, que esperan revertir la situación este 2021.

Pero no sólo en Reino Unido están asustados por el virus. En todo el mundo crece la preocupación por los aumentos de casos mientras los ojos del planeta están puestos en los procesos de vacunación de los distintos países, a la espera de que la pandemia sea sólo un mal recuerdo en unos meses más.

En esa línea, será interesante ver cómo las potencias van asegurándose las dosis que se están produciendo en todo el mundo y cómo esto podría afectar a los países más pobres, mientras la Onu y la OMS diseñan todo un plan para que estas naciones también puedan acceder al fármaco.

A 30 años del fin de la
URSS: el factor Putin

El 2021 también estará marcado por la conmemoración de los 30 años de la disolución de la Unión Soviética y, por ende, el fin de la Guerra Fría, mientras Rusia persiste en sus intentos de consolidar su hegemonía en una parte del planeta, como ha quedado demostrado, por ejemplo, en su intervención para lograr un acuerdo entre Armenia y Azerbaiyán en el marco del conflicto por la zona de Nagorno-Karabaj.

La crisis por el coronavirus es otro factor importante donde se ha sentido la influencia del Presidente Vladimir Putin. Moscú busca también consolidarse como líder en la lucha contra la pandemia, proporcionando millones de dosis de la vacuna Sputnik V. Ya hay países que lograron un acuerdo con Rusia, como Argentina, Hungría, Cuba y Bolivia, pese a que algunas voces del planeta han puesto en duda la efectividad del fármaco.

En ese sentido, será importante ver cómo se desarrollan los procesos de inoculación con esta vacuna que, de ser un éxito, podrían poner a Rusia en la vanguardia científica y sanitaria.

Todo esto, mientras Occidente sigue viendo con cierta inseguridad el avance de la influencia de Putin, que podría mantenerse en el Kremlin hasta el 2036.

Ojo con Latinoamérica
y Medio Oriente

En Latinoamérica, en tanto, el 2021 también será un año bastante movido. Mientras la mayoría de las naciones seguirán batallando con un poco de desesperación contra el Covid-19, hay otras que, además, tienen este año procesos electorales que marcarán su futuro de aquí en más.

Uno de ellos es Perú, que ha tenido unos dos últimos meses bastante agitados tras la destitución del Presidente Martín Vizcarra, cuyo reemplazante Manuel Merino sólo duró cinco días en el poder tras una serie de protestas ciudadanas en su contra. Ahora, con Francisco Sagasti liderando el gobierno, el país vecino elegirá el 18 de abril a su futuro mandatario, en medio de un complicado panorama social y político.

Ese mismo día, Chile tendrá una larga jornada electoral, donde se votará por alcaldes, concejales, gobernadores regionales y miembros de la Convención Constituyente. Meses antes, en febrero, Ecuador elegirá al reemplazante de Lenín Moreno en la presidencia, quien teme un regreso del correísmo al poder.

Todos estos resultados podrían cambiar el panorama político latinoamericano, que también mirará con detención la situación en Venezuela, con un Nicolás Maduro firme en el poder.

Ahora, cruzando el planeta, será interesante e importante ver qué pasará este año en Medio Oriente. En los últimos años, durante el gobierno de Trump, el estado de Israel sumó gran poder y apoyo, al punto de que logró acuerdos de establecimiento de relaciones diplomáticas con Emiratos Arabes Unidos, Bahrein, Sudán y Marruecos, con la mediación de Washington.

De todos modos, el gobierno hebreo tiene sus propios problemas. En 2021, Israel enfrentará su cuarta elección en dos años, luego de que hace unas semanas se disolviera el Parlamento después de que el Ejecutivo de coalición liderado por Benjamin Netanyahu no llegara a un acuerdo por la ley de presupuesto,
desatando una nueva crisis política. Por otro lado, habrá que ver cómo actúan las otras potencias de la región como Arabia Saudita e Irán, que también tienen que solucionar asuntos internos. En el caso de Teherán, será interesante ver qué rumbo puede tomar el acuerdo nuclear ahora que Biden llega al poder en Estados Unidos.

Emol