Necrológicas
  • Elvia Nelly Briones Muñoz
  • Harold Hjelmer Krusell Johansen
Fondos Espejo del nivel central que fueron derivados a Magallanes

Más de $12 mil millones anuales en subsidios se destinaron para conectividad de transportes

Por La Prensa Austral Domingo 17 de Enero del 2021

Compartir esta noticia
69
Visitas

Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, destacó la importancia de brindar
apoyo en transporte terrestre, aéreo y marítimo en favor de zonas más aisladas.

Rolando Martínez

rmartinez@laprensaaustral.cl

“Todos los servicios de conectividad tienen una alta rentabilidad social y se mantienen por eso. Se evalúan permanentemente”, explica la ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, quien resalta la especial dedicación que hay en la cartera por preocuparse que la política de subsidios para apoyar la conectividad de transporte público terrestre, aéreo y marítimo funcione a favor de todas las zonas más aisladas.

La secretaria de Estado, una de las pocas ministras que se ha mantenido en la actual administración de Sebastián Piñera desde el primer día de gobierno, visitó Punta Arenas el jueves para cumplir una ajustada agenda de actividades.

En un alto a su programa y en las oficinas de la secretaría regional ministerial de Transportes, la ministra Hutt se ubica junto a una pequeña mesa y con ventana a avenida Colón para responder a El Magallanes. Accede a sacarse la mascarilla ante nuestra petición para captar algunas fotografías y luego vuelve a ponérsela. Gesticula al hablar tan apasionadamente de las materias de su cartera, especialmente las relacionadas al transporte público.

Dice que la Región de Magallanes y Antártica Chilena es justamente una de las zonas que concentra más recursos para los subsidios en el transporte público y escolar terrestre, pero también para la conectividad aérea y marítima. Durante el año 2020 se destinaron poco más de $12 mil millones en subsidios, cantidad que no varía para lo previsto en el presente año.

Recuerda que a nivel nacional hay poco más de dos mil servicios de transportes que están subsidiados por el Estado, concentrándose especialmente en la zona sur. Así destacan la Región de Magallanes, luego están Aysén y en parte La Araucanía. En todas predominan localidades con pocos habitantes, viajes largos y el servicio es costoso porque viaja poca gente y para la empresa privada es poco rentable sino hay un subsidio estatal.

Siempre hay ajustes

La ministra Hutt sostiene que siempre hay ajustes en el tema de los subsidios y que éstos se relacionan con las necesidades de las personas. También va acorde al escenario que se esté viviendo y de la disponibilidad de servicios privados que cubran algunas áreas.

En cuanto a qué cambios se podrían incorporar para perfeccionar los servicios subsidiados, la ministra Gloria Hutt admite: “Lo que estamos haciendo es un cambio no sólo en Magallanes. En general lo que pasaba con los contratos de subsidios, especialmente marítimos y aéreos, es que son muy cortos. Entonces el operador no tiene un incentivo a invertir porque con un contrato de dos años, por ejemplo, no tiene como amortizar una mejora o un reemplazo de la nave o del avión”.

Para ello están trabajando en poder reformular este tipo de contratos y hacerlos más largos con un horizonte de seis a ocho años y no de dos o tres años como ocurre actualmente. La apuesta es que así el operador pueda invertir y renovar sus medios.

“Porque sino el mismo subsidio empuja a que se mantengan los aviones o barcos antiguos. Y eso, a no ser que uno haga una inversión del Estado para reemplazar, que cuesta mucho demostrar la rentabilidad social de eso, es mucho más rentable socialmente dar esa extensión que el privado haga la inversión en la renovación, pero que el contrato le sirva de respaldo para endeudarse”, explica la secretaria de Estado.