Necrológicas
  • Miguel Angel (Cacho) Leonori Gamella
  • Abel Díaz Morales
  • Harold Hjelmer Krusell Johansen
  • Elvia Nelly Briones Muñoz

“La Máquina” (de River…)

Por Marino Muñoz Aguero Domingo 7 de Febrero del 2021

Compartir esta noticia
80
Visitas

En la historia del fútbol hay equipos que han quedado en la memoria por alguna razón. A escala nacional tenemos, por ejemplo, el “Ballet Azul” de la Universidad de Chile, Colo Colo “73”, Huachipato “1974”, “Los Panzers” del Wanderers de 1968 o el San Felipe de Luis Santibáñez, campeón en 1970 y 1971, en primera y segunda división, respectivamente.

En Argentina uno de esos elencos de antología es “La Máquina” del Club Atlético River Plate, institución fundada en 1901 y conocida también como “Los Millonarios” por las cuantiosas contrataciones de las décadas de 1930 y 1940. En el vecino país la era profesional del fútbol se inició en 1931; desde ese año a la fecha “River” ha campeonado en 35 oportunidades, seguido de Boca Juniors con 28 estrellas, y a continuación Independiente con 14 títulos.

En términos generales, hablar de “La Máquina” es referirse a River Plate de la década de 1940 por el cual pasaron, entre otros, Amadeo Carrizo, Alberto Gallo, Renato Cesarini, José Eusebio Soriano, Ascanio Cortés, Leonardo Cilaurren, Norberto Yácono o Alfredo Di Stéfano (“La Saeta Rubia”). Pero, si queremos ser más precisos y recurriendo a la revista “El Gráfico” (edición especial, “75 años en la vida del deporte argentino”) estrictamente el periodo de “La Máquina” se extendería entre 1941 y 1944; suponemos que por el bicampeonato 41-42 y por ser 1944, el último año del delantero Moreno que se va al fútbol mexicano y regresa en 1946, que, a su vez, fue la última temporada en River de Adolfo Pedernera, artillero y conductor del cuadro. Aún más, en publicación se aclara que el apelativo alude específicamente a la delantera histórica 1941-1944: Juan Carlos Muñoz, José Manuel Moreno, Adolfo Pedernera, Ángel Labruna y Félix Loustau (en su formación tradicional y más recordada) por la cual también pasaron Aristóbulo Deambrossi y Carlos Peucelle.

Fue en una crónica de “El Gráfico” del periodista Borocoto (Nº 1.196 del 12 de junio de 1942) cuando se utilizó por primera vez el rótulo: “Jugó como una máquina el puntero”, reproduciendo las expresiones de un hincha del conjunto.

El equipo fue pionero en el concepto del “fútbol total” antecedente de las selecciones húngaras y de la recordada “Naranja Mecánica”, el representativo holandés de 1974 liderado por Johan Cruyff. El citado concepto significa que ningún jugador tiene una posición definida en términos absolutos, sino que ésta podía ser ocupada por otro jugador en función del desarrollo del encuentro.

Si bien estamos hablando de un equipo, descollaban las personalidades individuales que lo fueron dentro o más allá de la cancha. Amadeo Carrizo es recordado hasta nuestros días como uno de los más grandes guardavallas sudamericanos: “Usted lo veía entrar a la cancha a Amadeo Carrizo y se le caían las medias, dígame si no era así, no sé si a usted le gusta el fútbol, pero habrá escuchado hablar de Carrizo. Esa pinta, ese porte, esa prestancia, un tipo hermoso le juro” relata el escritor y dibujante Roberto Fontanorrosa en su cuento “El Rey de la Milonga” (y eso que Fontanarrosa era hincha de Rosario Central).

José Manuel Moreno “El Charro”, de quien se dice es el mejor jugador extranjero que haya pasado por canchas chilenas, militó en la Universidad Católica campeona de 1949; la de Sergio Livingstone, Andrés Prieto y Fernando Riera. Fue también director técnico de Colo Colo entre 1962 y 1963.

Angel Labruna llegó con 41 años de edad en 1960 a Rangers de Talca en compañía de su compatriota Vicente Cantatore; permaneció un año en la zona del Maule.

Ascanio Cortés estuvo en River en 1939 y 1940, era chileno y se había iniciado en 1934 en Audax Italiano, después de su paso por “Los Millonarios”, vuelve a su club de origen y finaliza su carrera en Santiago National.

Adolfo Pedernera era el conductor del equipo, gran amigo del tanguero Aníbal “Pichuco” Troilo, quien lo apodaba “Adolfeda”, pero esa es otra historia (¡…y que historia, querido…!, ya la vamos a contar). Como entrenador Pedernera clasificó a la selección de Colombia al Mundial de 1962 jugado en Chile.

“La Máquina” está considerado como el mejor equipo en la historia del fútbol argentino y uno de los cinco mejores a nivel mundial, si hasta un tango les dedicó Troilo, su hincha más entrañable; él puso la música y Enrique Cadícamo la letra: “Pa’ que bailen los muchachos/ via’ tocarte, bandoneón/ ¡La vida es una milonga!”.

Nota: en la foto que acompaña esta crónica se puede ver a la célebre delantera de “La Máquina”; de izq. a der.: Juan Carlos Muñoz, José Manuel Moreno, Adolfo Pedernera, Angel Labruna y Félix Loustau.