Necrológicas
  • Juan Carlos Machuca Rivera
  • Juan Carlos Machuca Rivera
En julio de 2019 salieron de Querétaro

Familia mexicana llegó a Punta Arenas tras recorrer 22 mil kilómetros a bordo de una trimoto adaptada

Por La Prensa Austral Viernes 12 de Marzo del 2021

Compartir esta noticia
13,929
Visitas

La idea inicial era partir desde su natal Querétaro, ciudad de más de un millón de habitantes en el centro de México, y llegar hasta Ushuaia, a bordo de un Ape City Piaggio, un vehículo de tres ruedas. Bautizado como “El Ruso”, por la unión de las primeras sílabas de los apellidos de los dueños, Eduardo Ruiz Meré y Marisol Soto San Román, el vehículo está lejos de ser veloz y da la impresión que el viento en cualquier momento lo botará, pero así, la familia (que completa el hijo de ellos, Eduardo, de 17 años) ha recorrido 22 mil kilómetros.

“Salimos de Querétaro en julio de 2019 y llegamos a Chile el último día de enero de 2020. Empezamos desde Arica y cuando llegamos a la Carretera Austral al lago General Carrera, en un pueblito que se llama Puerto Guadal, nos pilló la pandemia y tuvimos que quedarnos once meses ahí. Es un pueblo muy pequeñito, pero tuvimos el apoyo de la gente, que siempre se portó muy bien con nosotros, y a pesar de haber estado en la Patagonia, el invierno fue menos crudo que en los pueblos de alrededor. Una de las razones por las que no nos quisimos mover de ahí fue que, al ser más chico, había menos posibilidades de contagio”, apuntó Eduardo Ruiz, de profesión ingeniero topógrafo, mientras que su esposa es educadora de párvulos y su hijo, estudiante de tercero en la secundaria.

Sin embargo, en este pueblo, “hicimos de todo desde postres, tortas, fuimos jardineros, pintores, incluso la señora Marisol hizo de artista, un proyecto con los chiquitos de párvulos; así fuimos sobreviviendo y hace un mes que abrieron la Región de Magallanes, seguimos avanzando. Cuando salimos de Querétaro, la idea era llegar hasta Ushuaia, la ciudad más austral del mundo, hasta donde sabíamos. Cuando entramos a Chile, el primer chileno que nos recibió en Arica nos dijo que estábamos equivocados, que la ciudad más austral del mundo es Puerto Williams. Y entre que son peras y son manzanas, cambiamos a Puerto Williams, aunque ir allá es muy caro y la estamos viendo complicada ahorita, por lo que esperamos algún tipo de apoyo para ver si podemos cumplir el sueño que tenemos desde que salimos, llegar a lo más al sur en el ‘tup-tup’”, expuso Ruiz.

El vehículo es todo un caso. Siempre quisieron viajar hasta el otro extremo del mundo y la primera idea era hacerlo en moto, pero al ser tres, se complicaba el asunto. En el sur de México vieron estos trimotos y se les prendió la ampolleta. “Le dije a Marisol ‘por qué no nos vamos en un ‘tup-tup’ y ella dijo ‘órale va’, total, si estos los arrancan de las 6 de la mañana y los apagan a las 9 de la noche, debe llegar”, reveló Ruiz. El motor es pequeño, de 200 cc de bencina, y además traen un remolque, por lo que han llegado a sacar 25 kilómetros por litro, en plano, “pero no es rápido, lo máximo que le hemos sacado es 60 kilómetros por hora de bajada y con el viento de cola, en las cuestas, le cuesta”.

Entre los tres se organizan. Eduardo Ruiz ve todo lo relacionado con el vehículo, “Lalo”  se ocupa de revisar en Internet los datos que podrían serles útiles y Marisol “se encarga de jalarnos las orejas para que los niños no se vuelvan locos; le pone el humor siempre a todo”, finalizó Ruiz, que hoy esperan viajar a Porvenir para estar ahí unos días antes de continuar hasta Williams y que no los pille el invierno.