Necrológicas
  • Javier Pardo Ojeda
  • Paulino Vásquez Argüelles

Siutiquería nacional

Por Jorge Abasolo Lunes 9 de Agosto del 2021

Compartir esta noticia
122
Visitas

El hecho se repite en todas las épocas. El siútico se desvive por las palabras extranjeras. Es su forma de compensar lo que no nace de su esencia. Entonces, apela a la ortopedia social, como forma de incrustarse en un nicho que no le corresponde. En la belle epoque caía prosternado ante las palabras francesas, como boudoir, chaise, longue, comme il faut.

Eran los tiempos en que el siútico iba de smoking a una boda y de levita a una comida. Hoy han cambiado las costumbres pero no el deseo de jactancia. Ese siútico ahora va con chaqueta Hugo Boss a una fiesta;y con camisa Armani a una comida.

Esta siutiquería rampante hace rato que llegó a la pantalla chica. Los opinólogos de nuestra famélica TV tratan de lucirse en el Festival de Viña. Entonces lanzan sus despachos desde el backstage, que no es otra cosa que el camarín… o trastienda, si usted quiere.

Si usted está estresado, angustiado o con más problemas que un pelícano con paperas, y anda buscando el debido sosiego interior, no lo piense más. Practique el muy en boga mindfulnes, que es lo mismo que la búsqueda de la paz interna, sólo que este término le dará más cachet.

Si postula al Capital “Semilla” y le otorgan un préstamo, lo más probable es que su negocio prospere. Luego, contrate a algunos dealers, que son los mismos distribuidores de mi época de juventud. También le subirá el pelo y hasta puede que le den más “pelota”.

Ahora bien, si usted quiere surgir en la vida y desea complementar sus estudios y esforzarse…¡bienvenido! Lo más probable es que se matricule en una Escuela de Negocios on line (o sea, en línea) para adquirir un conjunto de conocimientos técnicos y administrativos que le serán imprescindibles para llevar a cabo un proceso comercial y que no están protegidos por una patente. De esta manera, usted no se habrá dado cuenta que ha adquirido lo que los siúticos llaman know- how. ¿Ve que sale diferente?

Si en el trabajo o en el café le preguntan si es usted asiduo a ver televisión, conteste: Sólo en horario prime. Es lo mismo que horario estelar, pero estará a parejas con la moda imperante.

A propósito de la TV, no deja de llamarme la atención que todos los canales abiertos luchan con sañudo ardor por ganar rating. En mis tiempos se hablaba de sintonía. ¿Hasta eso ha cambiado? 

Es que todo está tan freak…o sea, estrambótico o extravagante.

Tengo una amiga que “agarró papa” con esto del Emprendimiento. Sacó sus ahorros del banco y se instaló con un servicio de suministro de comidas preparadas para colectivos, en especial para los pasajeros y tripulantes de un avión o para grupos de personas que trabajan en un mismo lugar. Cuando le pregunté en que se ganaba la vida, me dijo: “Haciendo catering”.

Tal vez en este caso el anglicismo se justifique, pues decir lo mismo en castellano sale más largo que un tren de carga.

En una sociedad en que el entrenador es ahora coaching, el descanso en un seminario es break y uno se va de compras a un centro comercial, que ahora llaman shopping, me tiene desconcertado.

Tanta siutiquería me ha dejado al borde del stress (tensionado) por lo que me estoy quedando out.

Sorry,  será hasta la próxima week…