Necrológicas
Luego del suicidio del imputado al interior de la cárcel

Hermana de mujer asesinada: “Con esto se termina el miedo”

Por La Prensa Austral Viernes 24 de Septiembre del 2021

Compartir esta noticia
503
Visitas

Sujeto de 32 años atentó contra su vida en la tarde del pasado miércoles, al interior de su celda en Punta Arenas.

No fue sólo el dolor de perder a un ser querido, porque lo ocurrido en enero pasado golpeó fuerte los cimientos de una familia que había hecho su vida en Tierra del Fuego.

Todo cambió luego que Brenda Cartes Guzmán fuera hallada sin vida al interior de un inmueble en Porvenir. Había sido ultimada con arma blanca. Horas después el autor confeso era detenido, formalizado y enviado a prisión en Punta Arenas como imputado por homicidio calificado en contra de quien había sido su pareja.

La historia del hombre de 32 años se terminaría abruptamente la tarde del pasado miércoles, cuando se quitó la vida al interior de su celda.

Ayer Amandina Cartes, hermana de Brenda, dijo que con la decisión de Luis Eduardo Ojeda se cierra un capítulo de temor para su familia “porque nos permite estar tranquilos y dejar de lado un miedo constante ante quien en algún momento iba a salir de la cárcel”.

Habla de lo difícil que ha sido retomar sus vidas, ahora en Punta Arenas, del dolor de perder a su “hermanita” como cariñosamente la recuerda, de lo complicado que fue para su hija perder a una tía con la cual eran muy cercanas. Pero, también tiene palabras de agradecimiento hacia una comunidad que hace un par de años las acogió cuando decidieron dejar su tierra en San José de la Mariquina (provincia de Valdivia) para buscar mejores horizontes. “Sólo agradecer a mucha gente, a todos quienes nos apoyaron durante todo este tiempo y también a los medios de comunicación que estuvieron constantemente informando”, enfatiza.

Mientras Brenda ya descansa en la tierra que la vio nacer, el cuerpo del imputado por tan alevoso crimen permanecía ayer en el Servicio Médico Legal. De acuerdo con lo informado por Gendarmería, Ojeda fue hallado al interior de su celda en el módulo C del complejo penitenciario de Punta Arenas. Se había quitado la vida mientras se mantenía a la espera de la investigación que lo llevaría a juicio en los próximos meses y donde arriesgaba una pena que lo podía haber mantenido tras las rejas por más de 15 años.

Ya en marzo pasado se había autoinferido heridas en sus brazos, utilizando un arma cortante.