Necrológicas
  • Carlos Alberto Cárdenas Bahamonde
  • Rosa Adriana Pelaez Saavedra

Liberan a 16 paraguayos esclavizados en una fábrica en Brasil

Por La Prensa Austral Viernes 22 de Octubre del 2021

Compartir esta noticia
150
Visitas

La Operación Tavares estaba preparada para desmantelar una organización delictiva dedicada al contrabando y a la producción ilegal de cigarrillos en Brasil. Lo hizo, pero también se encontró con una situación que no había previsto.

Logró encontrar y liberar a dieciséis ciudadanos paraguayos que trabajaban en condiciones de esclavitud en aquella fábrica de cigarrillos clandestina. Luego de varias horas de búsqueda, encontraron al grupo de personas que estaban encerradas en el sótano de la fábrica, “un búnker subterráneo”, al que solo se podía acceder a través de un ascensor hidráulico.

La actividad ilícita funcionaba debajo de la fachada de una fábrica de cereales. Bajo tierra era dónde estaba el equipamiento para fabricar cigarrillos, el alojamiento y las personas que trabajaban forzosamente en la actividad.

La fábrica se encontraba en el municipio de Triunfo, en Rio Grande do Sul, el estado fronterizo con Argentina y Uruguay.

La fábrica clandestina de cigarrillos funcionaba debajo de una de cereales (Ministerio de Justicia y Seguridad Pública – Brasil).

Según informó el Ministerio de Trabajo de Brasil, la mitad del grupo trabajaba en turnos de doce horas y pasaba las otras doce restantes en las habitaciones en que los alojaban, mientras le tocaba trabajar al otro grupo. Iban rotando así, sin ver la luz del día.

Las víctimas serán derivadas a servicios de asistencia social tras haber hecho sus declaraciones a la Policía. Los trabajadores ingresaban a Brasil a través de la ciudad fronteriza con Paraguay, Foz do Iguazú, desde Ciudad del Este. El comunicado de la Policía brasilera detalló que al ingresar al país se les retenían los celulares y eran llevados hasta la fábrica. Una vez adentro, no podían irse hasta que se terminara el ciclo de producción que duraba entre seis y ocho meses.

Por lo tanto, las autoridades brasileras seguirán tres líneas de investigación judicial: trato de esclavitud a los trabajadores, afectaciones al medioambiente y corrupción de menores.

La Policía también informó que la mayoría de los cigarrillos producidos por esta fábrica se dirigían al mercado clandestino en Uruguay y a puntos de venta en el estado de Rio Grande Do Sul que se vinculaban con la organización delictiva.

Se estima que la fábrica producía alrededor de diez millones de paquetes de cigarrillos al mes, de marcas paraguayas. Las ventas de los mismos llegaban a los 50 millones de reales, que sería casi nueve millones de dólares. Esa suma implica 4,5 millones de dólares no pagados en impuestos federales como Ipi, Pis y Cofins.2222