Necrológicas

– Marta Rosario Villegas Díaz

– Stephania Arrué Ortiz

– Lino Echenique Escalante

Este jueves se hizo efectivo el cierre de dicha unidad

El emotivo último adiós de las matronas a la Maternidad de la Clínica RedSalud Magallanes

Viernes 16 de Diciembre del 2022

Compartir esta noticia
4,662
Visitas
  • Este servicio inició con la atención de sus primeros nacimientos en noviembre de 1982.

La Maternidad de Clínica RedSalud Magallanes inició la atención de sus primeros nacimientos en noviembre de 1982, de la mano de un equipo de profesionales que por años pusieron lo mejor de sí para traer al mundo a nuevos magallánicos.

Fueron 16.230 nacimientos en estos 40 años, madres e hijos que confiaron uno de los momentos más especiales de su vida a un equipo que ayer se despidió entre abrazos y lágrimas, tristes por el cierre, pero con la certeza del deber cumplido.

El cierre de la unidad, que se había anunciado en noviembre pasado, se materializó este jueves 15 de diciembre. Al mediodía, las matronas dejaron la clínica, y se despidieron del equipo con el que compartieron estos largos años. En la puerta, fueron despedidas por funcionarios, con abrazos y la promesa de reencontrarse en cualquier momento. Y, es que esos turnos eternos, algunos en feriados o fechas especiales, transformaron al equipo de la Maternidad, en una familia.

Irene Muñoz Melián, estuvo en la Maternidad por 36 años: “Tengo mucha pena, pero también es la satisfacción del deber cumplido, durante 40 años, las matronas hemos hecho que la Maternidad funcione. Cuando esta se creó en noviembre de 1982, las que armaron la unidad fueron las matronas y luego la seguimos llevando con todos los protocolos que dicta el Ministerio de Salud”.

En el momento del adiós, se lleva en el corazón los innumerables agradecimientos recibidos de la mamá y su recién nacido.

“El cierre lo vivimos con mucha pena, tristeza e impotencia, porque independiente de que nos hayamos ido, que nos hayan despedido, aunque ahora se dice desvinculadas, es un pesar por las madres, que se quedan sin poder elegir, y es que este es un lugar donde se hubieran sentido muy acogidas. La clínica tenía un plus especial dentro de su Maternidad”, subrayó. Para esta profesional, este cierre marca el fin de un ciclo.

Para ella es especialmente triste saber, que son varias las maternidades que han ido cerrando en el país. En todo caso, como profesionales están orgullosas del trabajo de la matronería, gracias a la cual se logró disminuir la mortalidad maternal y mortalidad neonatal. 

Otra de las profesionales, Patricia Varas Ulloa, trabajó por 28 años tras terminar sus estudios en Valdivia. “Pensaba que iba a terminar acá, hasta cumplir la edad de jubilar, ese era el proyecto de vida”, recordó.

Explica que se han vivido muchas cosas durante su vida laboral. Llegaron solteras, se convirtieron en madres y formaron sus familias, vieron crecer a sus hijos, volverse profesionales y algunas ya son abuelas. “Por el sistema de turno, este equipo es tu familia, tu segunda familia, y más que quedar cesante es la pena de saber que tu otra familia no va a vivir contigo, es un duelo y ahora nos viene aceptar, y seguir adelante”, complementó.

Finalmente, defendieron el rol que cumplieron, que va más allá del número de partos y es que dentro de la Clínica atendían a todas las pacientes ginecológicas y muchas veces asesoraron a mujeres antes de operarse, es un apoyo que hará falta aunque no contó para las estadísticas.