Necrológicas

– Ramón Alberto Carrasco Fuentealba

– Víctor Hugo Puchi Acuña

– Fernando Omar Urrutia Bórquez

Visión, osadía y coraje

Por Emilio Boccazzi Campos Lunes 4 de Diciembre del 2023

Compartir esta noticia
108
Visitas

Hace algunos meses destacamos la formidable y visionaria inversión que realizaba la empresa, Antarctica XXI, al adaptar un maravilloso y centenario galpón, al convertirlo en lo que se ha denominado “Explorer House” o Casa del Explorador.

Un viejo galpón inaugurado en 1923, y que albergó en sus comienzos una bodega de prensado y acopio de lanas (Salles y Bianco) y luego bodegas de productos ferreteros (Marsan), fue adquirido por este pionero grupo económico magallánico, para sumarlo a su larga trayectoria en materia de “Turismo antártico”, donde suman naves de primer nivel mundial, el apoyo de su ligada empresa aérea Dap para constituir, una llegada, recorrido y salida de la Antártica en un sistema multimodal (aéreo y marítimo).

Por ello, esta nueva inversión, viene a consolidar a una empresa u holding magallánico como una de las empresas más innovadoras en materia de turismo antártico no sólo a nivel nacional sino que a nivel mundial. Las familias y personas que componen esta empresa y las empresas asociadas son completamente de nuestra región, lo que es muy destacable.

Por ello, visión y claridad para fundar inversiones, mejora continua, innovación, puesta en valor de la rica historia de la ciudad y región en materia Antártica, respeto pleno por la conservación, en este caso, de un hermoso y centenario galpón usado en la actividad lanera que es otra particularidad de nuestra región, proyecto de arquitectura realizado por un destacado y sensible arquitecto magallánico, configuran un proyecto completamente integral.

La osadía, que no es otra cosa, que el atrevimiento y la audacia para acometer inversión, mejorar la performance y la oferta a sus clientes y visitantes, pero que agrega la posibilidad, en el resto de temporada, de sumarse a la oferta de ciudad, para su educación, charlas, simposios es una excelente noticia. Osadía también significa temple, como lo tuvo y lo tiene la exploración antártica, la de los primeros exploradores de hace un poco más de 100 años y la que sigue con la lenta pero necesaria investigación de quienes hoy buscan e investigan en las distintas esferas antárticas.

Y por último coraje, que no es otra cosa que valor, decisión y apasionamiento para con la actividad turística y antártica. No contentarse con quedar en el “status quo” o en situación cómoda y autocomplaciente, sino que la búsqueda de la mejora continua que es tan conjugada en la literatura organizacional y empresarial, pero que pocas veces es tan nítida, elocuente y que conjugue el decir con el hacer.

Por ello, junto con reconocer este importante aporte y visión que viene del mundo privado magallánico es importante destacar, la visita del Presidente Boric a territorio antártico junto al Secretario General de la Onu, António Guterres, lo que constituye un hito, pues se realizó hace pocos días y en forma previa a la COP 28. Desde la Antártica, Guterres se despachó la siguiente frase: “A los responsables políticos a nivel global a asumir sus responsabilidades contra el cambio climático para salvar la Antártica y salvar el planeta, es absolutamente necesario actuar de inmediato”. La fuerza de esta conminación del Secretario General de la Onu es que la hizo en su visita junto al mandatario chileno.

Por otra parte, en una semana esperanzadora, la ministra de Obras Públicas en su visita a nuestra región, reafirmó que el proyecto del Centro Antártico Internacional diseñado en la ilustre Punta Arenosa de Punta Arenas, se hará considerando el diseño existente y fruto de un concurso internacional de arquitectura, del que resultó ganador. Buena y precisa decisión. Sólo queda esperar, que se agilicen los pasos encaminados a que cuanto antes este proyecto comience su ejecución. Tomar en cuenta lo que demorará su construcción es importante, a ver si, antes que termine la década, lo tenemos como palanca de desarrollo y símbolo concreto de nuestra importancia Antártica como ciudad y país.

Por último, en horas recientes, el ex subsecretario de Relaciones Exteriores de Chile y diplomático de carrera con diversas designaciones en el mundo, pero muy especialmente a considerar, una de sus primeras destinaciones, como lo fue ser Cónsul de Chile en Ushuaia entre los años 1984 a 1986, don Fernando Schmidt, en crónica-entrevista con el diario El Magallanes de ayer domingo, habla de que “hay que ser audaces si queremos alcanzar metas ambiciosas” y que “la osadía en este tipo de proyectos con visión de futuro corresponde sobre todo al estadista
“ refiriéndose al Centro Antártico Internacional y al rol que le cabe al Presidente Boric, además, por ser magallánico. Lo dijimos hace mucho y hace poco, pero ahora lo dice un embajador chileno con clara vocación geo-política y conocimiento de la realidad austral.

Osadía y responsabilidad en el mundo privado y en el mundo público son necesarias para dar el salto. Unos ya lo hicieron.