Necrológicas

Más de $3.000 millones en finiquitos pagará planta salmonera Entrevientos tras terminar relación laboral con trabajadores

Viernes 16 de Febrero del 2024

Compartir esta noticia
6,909
Visitas

Agitados días han vivido los directorios de Entrevientos, Blumar y Multi X, luego del dantesco incendio registrado durante la jornada del domingo 11 de febrero. Reuniones constantes, trabajos con bomberos por la situación del amoniaco, así como evaluar la continuidad de la empresa y sus funciones y la mayor interrogante que era sobre la situación de los 750 operarios que se desempeñaban en la planta procesadora de salmones.

La planta Entrevientos comenzó sus operaciones en 2020 como parte de una operación conjunta entre las empresas Multi X y Blumar. Su construcción significó una inversión de alrededor de USD 70 millones, contando con tecnología de punta, procesos automatizados y maquinaria de última generación para cumplir con los más altos estándares de calidad e inocuidad.

De este modo, el presidente del directorio de Entrevientos S.A., Cristián Swett junto a Gerardo Balbontín, director de Entrevientos, se acercaron este jueves hasta la planta para dar a conocer de manera pública la resolución a la que llegaron luego de extensas reuniones tanto con los socios de la empresa como con los sindicatos de trabajadores.

Con palabras claras, Swett indicó que la planta “no tiene continuidad laboral, está completamente destruida”. Desde el punto de vista laboral, indicó que “no podemos continuar con los trabajadores porque no existe ningún tipo de continuidad laboral. Por lo tanto, hemos conversado con ellos y hemos llegado a un acuerdo en el cual se les va a terminar la relación laboral mañana (hoy), con todos los trabajadores de Entrevientos, por causa de fuerza mayor”. 

A pesar de que del punto de vista financiero la empresa queda “sin ningún peso, por todas las deudas y servicios que tiene que pagar”, según indicó Swett, el compromiso apuntó a una indemnización voluntaria por parte de la empresa equivalente a los años de servicio de cada trabajador. “Tenemos el sueño, la intención, de ojalá reconstruir esta planta. Cuando la reconstruyamos queremos que todos estos trabajadores quieran volver y estén con nosotros”. 

Según la estimación del directorio serían 750 personas las que trabajan, quienes en promedio tenían entre 2 a 3 años de servicio en la empresa. Para cancelar el 100% de los años servidos, se desembolsará un monto de 3 mil millones de pesos en finiquitos.

Para Gerardo Balbontín, director de Entrevientos, la preocupación radica en “la situación financiera en la cual queda la compañía, cuando no tenemos ingresos de actividad por realizar y tenemos que hacer frente a proveedores, a los bancos, trabajadores. Pero lo importante es la aspiración que tenemos de volver a construir, a mantenernos en la región, que tiene ventajas comparativas importantísimas”.

Sindicato de trabajadores

Liz Pérez, secretaria del Sindicato de Trabajadores de Entrevientos, manifestó que “es súper duro toda la gente que queda sin trabajo. Por suerte logramos que se les pueda pagar todo el dinero, que les va a servir estos meses sin trabajo (
) Estamos súper tristes, porque era nuestra fuente laboral, son compañeros que tienen sueños y familias completas que tienen que seguir luchando día a día y no va a ser fácil encontrar un nuevo puesto de trabajo”.

La tesorera del Sindicato, Mardelin Carvajal, sostuvo que en la reunión del miércoles con la gerencia “lo que nos iban a pagar era solamente sueldo y vacaciones. En la reunión de hoy (ayer) logramos que nos pagaran todo completo, los años de servicio y su respectivo seguro de cesantía. Por esa parte estamos bastante aliviados, pero igual con una gran pena que nos deja todo esto”.