Necrológicas

– Guillermo Antonio Soto Santana

– Georgina Carlota Ly Alvarez

– José Luis Ampuero Pena

– Ladislav Agustín Yancovic Arbunic

– Cristina María Martínez Cabaña

El desafío naval en el fin del mundo: 270 marinos constituyen poco más del 40% de la población de Puerto Williams

Miércoles 21 de Febrero del 2024

Compartir esta noticia
210
Visitas

La tarea de la Armada de Chile se torna fundamental a la hora de hablar de la ciudad de Puerto Williams, el último radio urbano del continente antes de llegar a la Antártica, donde cumplen labores de soberanía y control del tráfico marítimo.

Rodrigo Quezada Valenzuela, jefe del estado mayor del Distrito Naval de Puerto Williams, abordó con La Prensa Austral la realidad de vivir en una de las comunidades más aisladas del territorio. 

El oficial fue destinado a la capital de la provincia Antártica entre 2014 y 2015 para luego retornar en 2022, hasta la fecha. 

“Se siente el aislamiento y el hecho de depender de un avión o de un ferri para poder desplazarse al norte. Aquí la gran mayoría de la gente de la comunidad naval tiene familiares en la zona central más que en Magallanes”, subraya.

Añade que “cuando uno tiene que salir se da cuenta de lo realmente aislados que estamos. Es complejo desplazarse hacia cualquier otro punto del país”.

Aquello se ha transformado en la principal dificultad en el diario vivir no sólo de la comunidad naval, sino que de toda la población del Cabo de Hornos. 

“Hay muy poca disponibilidad de pasajes, uno para poder mitigar esto tiene que ser ordenado y planificarse. Si quiero salir tengo que hacerlo con anticipación porque si buscas pasajes la semana anterior no vas a encontrar”. 

Actualmente cerca de 270 funcionarios navales comprenden la población en Puerto Williams. Los marinos constituyen poco menos de la mitad de la población que asciende a casi 2 mil habitantes.

El jefe naval planteó que el hecho de estar en la ciudad más austral del mundo haciendo soberanía es muy importante, señalando que “somos parte de una comunidad relevante que cuenta con mucha historia de épocas de descubrimientos”.

El mar de Drake 

Quezada también apuntó al mar de Drake como otro de los grandes desafíos permanentes con los que lidia la institución en la zona, siendo este uno de los más peligrosos del planeta.

“Siempre es desafiante para nosotros como marinos. Es una zona que geográficamente ya es compleja de navegar. La meteorología es una variable que, incluso, la hace difícil para volar. La gente que opera acá tiene que estar preparada profesionalmente para poder desempañar sus tareas”. 

Dentro de sus viajes a la Antártica afirma que “en la planificación está la clave”, como frase para resumir el cuidado para sobrellevar el tránsito en el mar de Drake, aprovechando las ventanas climáticas. 

El conflicto con Argentina 

Otro tema que no dejó pasar fue la cuasi guerra con Argentina en 1978, donde uno de los principales puntos de defensas fue precisamente Puerto Williams, donde al día de hoy sólo quedan pequeños vestigios.

Trincheras, cañones, barracas y un museo son parte de las huellas que el jefe naval mencionó como recuerdo permanente de la crisis del canal Beagle. “Nos recuerda que esto es parte de la historia reciente donde sólo han pasado cerca de 45 años”. 

“Uno como militar espera que nunca ocurra una guerra, sabemos a lo que es; el uniformado es el primero que quiere mantener la paz. Eso nos permite saber el significado de un conflicto que estuvo a punto de estallar en esta zona”, concluyó en conversación con La Prensa Austral.