Necrológicas

 – Alejandra Marzi Aravena

Corte de Apelaciones paraliza temporalmente proceso de liquidación de Nova Austral

Miércoles 29 de Mayo del 2024

Compartir esta noticia
279
Visitas

La Primera Sala de la Corte de Apelaciones de Punta Arenas acogió la orden de no innovar en el proceso de liquidación de la empresa salmonera Nova Austral. La decisión paraliza temporalmente la tramitación de la causa del Juzgado de Porvenir.

La resolución de este martes responde al recurso de hecho formulado por la empresa Ewos Chile Alimentos Ltda. Este señala que la decisión del tribunal puede afectar a los 3 mil trabajadores directos e indirectos que tiene la compañía noruega en la ciudad de Porvenir.

Indica que la decisión de Tribunal de Porvenir causa agravio en la empresa, ya que “la sentencia de primer grado incurre en errores graves. Acogió impugnaciones al acuerdo de reorganización por considerarlas ‘contrarias a la ley’ y constitutivas de un acuerdo indebido, a pesar de aprobarse con todos los requisitos legales, con la aprobación de más de 2/3 de los presentes”, señala la recurrente.

Según la compañía europea, “el problema central del razonamiento del Tribunal es que considera que la existencia de diferencias entre acreedores es contraria a la ley”. Ellos definen que esto es incorrecto, ya que el artículo 64 de la Ley 20.720 permite establecer diferencias entre clases de acreedores, siempre que ellas sean votadas por una junta deliberativa. La empresa alega que la resolución “no consideró ninguna de las alegaciones y defensas de Nova Austral”

El recurso de hecho contra la decisión del Juzgado de Letras de Porvenir es patrocionado por los abogados Alfredo Waugh y José Tomás Barros.

Esta presentación incide en un procedimiento de reorganización concursal de la empresa Nova Austral, en el que por resolución de fecha 13 de mayo de 2024 se acogieron impugnaciones deducidas por Nutreco y Dalcahue en contra del acuerdo de reorganización adoptado por los restantes acreedores, tras lo cual se ordenó la apertura del proceso de liquidación y se requirió a la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento la nominación de un liquidador.