Necrológicas
  • MarioLatorre Díaz

Crisis económica golpea y aumenta desempleo en los adultos mayores

Por La Prensa Austral Domingo 11 de Octubre del 2020

Compartir esta noticia
50
Visitas

-Un 19% del total de los que trabajan en la región son adultos mayores.

Rolando Martínez
y Cristián Saralegui

Son pocas las personas que quizás anticipadamente pueden dejar de trabajar y disfrutar la vida, ya que hay un gran segmento que debe seguir trabajando más allá de los 60 y 65 años porque sus jubilaciones son exiguas.

La crisis económica que golpea al mundo a consecuencia del coronavirus también está repercutiendo fuertemente en la población mayor, porque no sólo están obligados a mantenerse encerrados en sus casas para evitar contagio y deterioro en su salud, sino que también muchos han perdido sus empleos que eran una forma de llevar sustento a su hogar.

Hasta antes de la pandemia era común encontrarse a muchos adultos mayores trabajando en el comercio, en supermercado, otros en labores en la calle o, incluso, con sus propios emprendimientos.

El Observatorio Laboral de Magallanes aprovechó recientemente el 30° aniversario del Día Internacional del Adulto Mayor para lanzar un informe que revela la situación de ellos en el mercado del trabajo en la región.

Actualmente el porcentaje de adultos mayores que declara estar trabajando es de un 19% del total de ocupados, frente a un 38% registrado en igual periodo del año 2019.

La secretaria regional ministerial del Trabajo, Victoria Cortés, señala que este informe da cuenta de una tasa de ocupación laboral de adultos mayores que bordea el 24% para el periodo de abril a junio de este año versus un 39% para igual trimestre del año 2019.

“Esto revela el fuerte impacto que ha tenido la crisis por el Covid-19 en los adultos mayores, quienes, por encontrarse dentro del grupo de mayor riesgo frente a la pandemia, han debido dejar de trabajar, lo cual ha significado un embate en términos económicos para ellos”, dice.

El estudio establece también que el 32% de los adultos mayores que trabajan corresponde a mujeres y un 68% a hombres. Un 66% de éstos declaró ser sostenedor económico de su hogar.

Los adultos mayores suelen incorporarse laboralmente en comercio, construcción, industria manufacturera y transporte.

Un 24% se emplearía como artesanos y trabajadores de oficios, un 16% como operadores de maquinarias e instaladores y un 17% en labores no calificadas.

Persona valiosa

Para el psicólogo Juan Carlos Gibbons es muy especial el momento que vive hoy la humanidad y cómo los adultos mayores están enfrentando la pandemia.

Y ante los efectos negativos al perder los empleos o sentirse discriminados sostiene: “La sensación de percibirse una persona valiosa es clave en la forma que uno vive. Las personas siendo mayores muchas veces ven amenazada esa sensación de ser personas valiosas, porque la mayoría hemos estado dedicados a obtener la sensación de valor, de aprecio, de reconocimiento en base a nuestro trabajo”.

Acota que, por eso, al verse amenazada esa situación también lleva aparejado que la sensación de valor personal se disminuye. “Eso es tremendamente grave. Eso puede ser compensado por otras formas de relacionarse con mantener los vínculos y la relación aunque sea de una manera alternativa. Si conservas la sensación de valor esa la puedes minimizar bastante, pero si generas aislamiento en las comunicaciones además de perder la fuente laboral la disminución del valor es un verdadero cáncer mental en la sensación que no valgo nada”.

Gibbons enfatiza que si la persona mantiene vínculos y afectos frecuentes se puede minimizar ese impacto. “Recuperas el sentido de la persona, la dignidad”.