Necrológicas

Carabineros heridos se querellaron en contra de su agresor

Por La Prensa Austral Viernes 16 de Octubre del 2020

Compartir esta noticia
35
Visitas

Los dos carabineros de dotación de la Subcomisaría Río Seco agredidos durante un procedimiento policial, se querellaron ayer en contra del imputado, Luis Vegas Mella, quien después de la formalización de cargos quedó con arresto domiciliario total, rechazando el juez imponer la prisión.

El lunes festivo, alrededor de las 18,40 horas, los funcionarios policiales concurrieron a un llamado de una vecina del sector Calafate, a unos 15 kilómetros al norte de Punta Arenas, dando cuenta que al llegar a su parcela había un vehículo estacionado frente al portón de ingreso a su casa y que alguien había ingresado a una vivienda sin moradores.

La mujer señaló a Carabineros que una persona había ingresado inhalando solventes y que se encontraba en la propiedad de al lado. Al llegar encontraron la puerta abierta y al interior estaba el desconocido a quien le solicitaron su cédula de identidad. El sujeto reaccionó en forma agresiva y agredió con golpes de pie y puño a uno de los funcionarios. Fue cuando su colega intentó esposarlo pero frente a la tenaz resistencia sólo pudo colocarle la del lado izquierdo. El forcejeo continuó, manteniendo la agresividad, hasta que avanzó hacia un ventanal de vidrio de la habitación, “quebrándolo con su mano derecha y tomando un trozo de vidrio, con lo que comenzó a lanzar cortes. Ante estas agresiones tratamos de detenerlo, pero el sujeto se logró soltar, utilizando las esposas como elementos contundentes (manopla), en contra nuestra”, indica uno de los querellantes.

El sujeto amenazó con matarlos y cuando salía del inmueble se percató que a uno de los carabineros se le soltó el cinturón con armamento, y al agacharse para recogerlo, el imputado aprovecha esto y con el vidrio que tenía en la mano lo agredió en la cabeza, provocándole una herida cortopunzante, comenzando a sangrar profusamente, herida que le pudo ocasionar una  hemorragia de proporciones, mientras el agresor continuaba amenazando con matarlos, dándose posteriormente a la fuga.

Los refuerzos solicitados permitieron darle alcance  manteniendo en su mano la esposa de seguridad.

En el Hospital Clínico el diagnóstico fue “herida cortante occipital, lesión dorso mano derecha con lesiones contusas” y “esguince pulgar derecho, escoriación meñique izquierdo, escoriación dorso mano derecha”, de carácter menos grave, para el segundo funcionario.

El abogado de la XII Zona de Carabineros, Gonzalo Cisterna Arriagada, expone en la querella que estos hechos configuran los delitos de homicidio a Carabineros de servicio en grado de ejecución frustrado, maltrato de obra a Carabineros  de servicio causando lesiones  menos graves y amenazas a carabineros de servicio”.

El detenido mostró un desprecio absoluto por la integridad física de la  autoridad policial, la  intención del imputado Vegas, era incluso causar la muerte, “no pudiendo menos que imaginar o representarse que una lesión con un vidrio en la cabeza podría haber causado la muerte del funcionario policial. Sin olvidar que también lesionó a la otra víctima, provocándole lesiones menos graves”.

La querella criminal de los carabineros ingresó al Juzgado de Garantía de Punta Arenas a trámite vía remota, y en las próximas horas será derivada a la Fiscalía para reforzar la investigación abierta.