Necrológicas

Historiador Mateo Martinic recibe condecoración “Armada de Chile”

Por La Prensa Austral Sábado 24 de Octubre del 2020

Compartir esta noticia
86
Visitas

El Premio Nacional de Historia año 2000, abogado e historiador Mateo Martinic, recibió en su domicilio la Condecoración “Armada de Chile”, en reconocimiento a su larga trayectoria en el ámbito de la historia naval y marítima de Chile, de manos del comandante en jefe de la Tercera Zona Naval, contraalmirante Ronald Baasch junto con el jefe de Estado Mayor, capitán de navío Enrique Silva.

La Armada así reconoció el aporte del académico nacional, quien el año 2000 fue galardonado con el Premio Nacional de Historia, autor de diversos libros, artículos y ensayos en donde ha plasmado parte importante de la historia de la Región de Magallanes y la Antártica Chilena, destacándose que es uno de los principales promotores de la tesis de que Chile fue descubierto por el mar, cuando la expedición de Fernando de Magallanes registró para el conocimiento geográfico universal el Estrecho que lleva su nombre en el año 1520.

Asimismo, se destacó que Mateo Martinic, en el marco de las conmemoraciones de los 500 años del estrecho de Magallanes, fue uno de los principales impulsores en la idea de la construcción de una cruz en la bahía de Fortescue, lugar donde se realizó la primera misa en el territorio que actualmente es Chile, hecho protagonizado por Fray Pedro de Valderrama en el entonces llamado Puerto de las Sardinas, esfuerzo que concluyó con la instalación de una cruz en el lugar.

Ello fue producto del trabajo mancomunado público y privado de diversas empresas magallánicas y que constituye la señal marítima de ayuda a la navegación número 503 de la región.

Además, Mateo Martinic entregó una serie de antecedentes históricos, los cuales permitieron fundamentar una serie de cambios en la toponimia del estrecho de Magallanes, siendo incorporadas en las cartas náuticas de la zona adyacente a la bahía de Fortescue, resaltando a algunos miembros de la expedición que hace 500 años cambió la forma de comprender el mundo. Por ello recibió de parte del capitán de navío Enrique Silva una copia de las cartas náuticas y reseña de los cambios realizados.

Martinic señaló: “Esto ha sido una sorpresa gratísima, absolutamente inesperada, y me siento honrado hasta lo más profundo. Conozco a la Armada de Chile de una relación personal que data de hace más de medio siglo, una relación siempre entrañable de servicio recíproco. He llegado a conocer una institución admirable de la República, uno de los pilares de nuestro Chile, a sus jefes, sus oficiales, su personal subalterno”.

También recordó que “he navegado con ellos, compartido y conociendo sus vivencias, ha sido tanto lo que he visto trabajando en terreno, faros, puestos de vigías y señales, obviamente en sus buques. Me siento honrado por la amistad que me han brindado todos sus componentes, y este homenaje lo recibo con agrado además, no sólo por la admiración que le tengo a la Institución sino porque reconozco su rol”.