Necrológicas
  • Sara Rogel Ampuero
  • Iván Hernández Ulloa
  • Carolina Alejandra Saldivia Andrade
  • Carolina Alejandra Saldivia Andrade
  • José Arecheta González

De crear los uniformes para equipos de cheerleader y pom poms a confeccionar mascarillas

Por La Prensa Austral Sábado 5 de Diciembre del 2020

Compartir esta noticia
452
Visitas

Está claro que para nadie ha sido fácil adaptarse a este año de pandemia y sus restricciones. Más si el principal ingreso económico está relacionado con una actividad que este año desapareció por completo. Es lo que le ha sucedido a la modista Claudia Pérez Lovera, que comenzó a trabajar en 1995 y desde hace diez años está a cargo de Confecciones Clodett, especializándose en la elaboración de los trajes de los equipos de cheerleader y pom poms de la región.

Pero como ya está dicho, esta actividad escolar de tanto colorido y alegría quedó postergada para cuando el Covid-19 sea solamente un mal recuerdo. Por mientras, ha tenido que seguir produciendo y ahí las mascarillas le han permitido recuperar, en parte, sus ingresos, aunque también puede confeccionar una gran variedad de ropa femenina e, incluso, ha incursionado en trajes para mascotas.

“Entre el 2009-2010 comencé con mi taller, pero siempre en mi casa. Postulé a proyectos en que me exigían estar establecida en un lugar independiente, así que estuve arrendando piezas que me fueran prácticas, pero siempre he querido establecerme en el centro. Saqué proyectos del Fosis y del Sernam en ese entonces y, con el último, adquirí mis máquinas industriales”, explica sobre sus inicios.

Desde entonces se ha especializado en esta ropa para bailes, trabajando en ello hasta diciembre para de ahí pasar a algunos diseños navideños. “La gente me ha ido encasillando en un sector, pero para mí es súper rentable trabajar en mallas, porque salen rápido, trabajo prácticamente sola, salvo un par de meses al año en que hay gente que me ayuda a cortar. Pero todo el año es malla y cada grupo me genera el equivalente a un sueldo mínimo”.

Por eso, reconoce que este año ha sido muy complicado, porque “la gente tampoco manda a hacer trabajos ni arregla. Optamos, creo que la mayoría de las modistas, de trabajar con lo que teníamos; también nos cerraron las tiendas, entonces ahí surgió hacer mascarillas de lycra con las telas que tenía, en marzo. Trabajo con una compañera en que yo coso y ella estampa (Kenativa Estampados). Además, en la necesidad de la gente estaba ropa para niño, que estaban creciendo, para sus mascotas, especialmente en Halloween, y los niños necesitaban ropa suelta y cómoda. Ahora también es una solución para regalo, como los gorritos de Navidad para los niños; hay que estar pendiente de la fecha que viene y buscar. Solucionamos el tema de las mujeres con las calzas, por ejemplo”, explicó.

Claudia Lovera trabaja con sus redes sociales Instagram @clodett.lovera y en Facebook Confecciones Clodett, además de recibir pedidos en su whatsapp +56992367042.