Necrológicas
  • Jane Eva Carter Otzen
  • Fernando Viano Santos
  • Jaime Venegas Hernández
  • María Isabel Nancuante Ayaquintuy
  • María Magdalena Méndez Méndez
EDITORIAL

Primeras vacunas contra el Covid en Magallanes

Por La Prensa Austral Sábado 26 de Diciembre del 2020

Compartir esta noticia
80
Visitas

En medio del frenesí consumista que nuevamente invadió a chilenos y a magallánicos, en particular, so pretexto de las compras navideñas, llegaron las primeras 10 mil dosis de vacunas contra el Covid-19. Este fue, sin duda, el mejor regalo que el país pudo haber recibido.

Un aspecto negativo del inicio de la inoculación fue, sin duda, la forma en que el Presidente Piñera se sobreexpuso y el tratamiento farandulero que se dio, por parte de los canales, a este proceso.

Pero, más allá de estos cuestionamientos, sí se debe apreciar que la compra anticipada de estas dosis haya permitido que Chile sea el primer país latinoamericano en adquirir las inmunizaciones y en iniciar la vacunación contra el coronavirus.

Parte de estas vacunas llegaron ayer a Magallanes, región que estuvo entre las primeras en recibir estas inyecciones, iniciándose en la zona la inmunización de personal vinculado a las atenciones de pacientes Covid con soporte respiratorio. Se considera vacunar a más de 200 funcionarios de Salud en estos días.

El programa contempla, además de privilegiar en una primera instancia a personal ligado a las Unidades de Pacientes Críticos, continuar con personas desplegadas en la Emergencia Covid, adultos mayores y enfermos crónicos, priorizando a quienes están hospedados en centros de larga estadía, y, luego, a los grupos de la población objetivo, según su grado de riesgo.

Chile tiene comprometidas 36 millones de vacunas y se espera que durante el primer trimestre del próximo año ya se haya vacunado a 5 millones de personas y, al primer semestre, está inoculado el 80% de la población.

La aplicación de las primeras vacunas será, para muchos, un respiro tras meses de haber estado trabajando con el riesgo permanente de contagiarse e, incluso, morir. Este agobio que ha sostenido el personal sanitario no ha sido conmensurado en toda su magnitud.

Igualmente, traerá alivio a la sensación de miedo e inseguridad con la cual han tenido que convivir grupos importantes, especialmente el de los adultos mayores y enfermos crónicos.

Sin duda y dejando totalmente de lado cualquier falencia del proceso, el inicio de la inmunización es el mejor regalo que Magallanes y su gente pudieron haber tenido este 25 de diciembre.