Necrológicas
  • Miguel Angel (Cacho) Leonori Gamella
  • Abel Díaz Morales
  • Harold Hjelmer Krusell Johansen
  • Elvia Nelly Briones Muñoz

Acusan a alcalde de Timaukel de no acatar fallo de la Corte Suprema a favor de profesora despedida

Por La Prensa Austral Martes 19 de Enero del 2021

Compartir esta noticia
580
Visitas

En su calidad de alcalde protocolar de la comuna de Timaukel (por vacaciones del titular Marcos Martic), el concejal de esa localidad fueguina, Luis Barría Andrade, llevó a la última sesión online del Concejo Municipal isleño el caso de la educadora de párvulos Karla Gallardo Vargas, funcionaria del mismo municipio que fuera despedida en forma ilegal y estando embarazada, según lo estableció un fallo de la Corte Suprema de Justicia, resolución que continúa sin ser acatada por el municipio isleño. Como se recordará, el máximo tribunal del país le ordenó al alcalde Marcos Martic, a cancelar el sueldo íntegro a la mencionada funcionaria, desde julio de 2018 hasta febrero de 2021, además de reintegrarla de inmediato a sus funciones.

Según lo expuesto por Barría en la última sesión del pasado viernes, la Municipalidad de Timaukel no había cumplido hasta ese día el fallo definitivo del caso, “lo que llevó a la funcionaria mencionada a enviar una carta a este Concejo Municipal, donde nos podemos dar cuenta de la terrible situación que afecta a la funcionaria” expuso el edil protocolar. “Este hecho anómalo -explicó al término de la reunión virtual- llevó a gran parte del concejo a repudiar este acto arbitrario y sin el más mínimo grado de solidaridad con la funcionaria, que no ha recibido sus remuneraciones por largos dos años”.

“Debo mencionar que el Concejo Municipal, a petición del alcalde Marcos Martic, modificamos el presupuesto municipal en 38 millones de pesos, para saldar la deuda que el municipio tiene con doña Karla Gallardo. El alcalde hizo uso de sus vacaciones y el administrador retomó sus funciones el día de hoy (por el recién pasado viernes 15), sin solucionar el problema de la funcionaria ni cumplir la sentencia de la Corte Suprema, lo que llevó al Concejo a aprobar la modificación en forma unánime y rápida”, añadió.

La carta de la afectada

En el texto de su misiva, la educadora de la Escuela Rural Ignacio Carrera Pinto de Cameron, Karla Gallardo Vargas, expone que “luego de más de 31 meses, aún me encuentro a la espera del actuar de la Municipalidad de Timaukel y don Marcos Martic Haros, que representa a dicha entidad, de acatar aquello que la Ley ya ha dictaminado, ya que como autoridad no da cumplimiento a los fallos judiciales, apartándose de la legalidad. Es más, recién supe que el señor Martic había emitido un decreto alcaldicio en el mes de agosto (de 2020) ordenando mi reincorporación, pero jamás fui notificada de ello. No me envió carta certificada ni a un funcionario a notificarme o no hubo un llamado informativo. Todas sus actuaciones han sido claramente sin una intención resolutiva”.

Otros casos similares

“Recientemente, por imperfecta gestión, perdió otro juicio vulneratorio laboral deducido por otra funcionaria, ordenando los tribunales pagar por dicho despido la suma de $12 millones. Es decir, a la fecha hay dos juicios de tutela laboral que han dado fallos favorables para las trabajadoras, y tiene dos juicios más en ciernes, los que seguramente serán de igual dictamen en favor de las mismas. A la fecha me debe sueldos, imposiciones y cotizaciones obligatorias”.

“Estimo deudas con mi persona por unos 50 millones de pesos (sueldos desde julio del 2018 hasta febrero de 2021 e incluso, ya soy parte de la dotación educativa del año 2021). A estas alturas -finaliza la carta conocida por los ediles- queda a simple deducción la forma de actuar por parte del Sr. Martic: el no acatamiento de las resoluciones judiciales, pudiendo tener intención de dejársela a una próxima administración. Esperando que el Concejo Municipal intervenga en estas situaciones alejadas de las leyes y dictámenes, y se le inste a que cumpla el mandato de los Tribunales de Justicia”, rubricó la docente afectada.