Necrológicas

Comisión de Constitución de la Cámara de Diputados aprueba en general tercer retiro de fondos de pensiones

Por Agencias Viernes 2 de Abril del 2021

Compartir esta noticia
193
Visitas

También durante la jornada de ayer se aprobó legislar el impuesto a los “súper ricos”.

Durante este jueves se aprobó en general el proyecto que busca permitir un tercer retiro de fondos desde las Administradoras de Fondos de Pensiones.

Por 10 votos a favor y tres en contra, la Comisión de Constitución de la Cámara de Diputadas y Diputados aprobó en general la iniciativa.

Lo anterior se logró gracias a votos de la oposición, de los diputados Juan Antonio Coloma (Udi) y Camilo Moran (RN).

En total, son seis los proyectos de reforma constitucional que plantean la posibilidad de retirar por tercera vez fondos previsionales y se esperan que sean fusionados en un solo documento.

El último modifica la ley que permitió el tercer retiro en el artículo que dice “por única vez” remplazándolo por “hasta un máximo de dos veces”.

El propósito es eludir al Tribunal Constitucional, pues se argumenta que como se modifica un proyecto ya aprobado, no sería necesario.

Al terminarse la votación el ministro de la Segpres, Juan José Ossa, hizo reserva de constitucionalidad advirtiendo que si cualquiera de estos textos avanza será llevado por el gobierno hasta el Tribunal Constitucional, tal como ocurrió con el segundo retiro.

Impuesto a
“súper ricos”

En una tensa sesión, la Comisión de Constitución, Legislación, Justicia y Reglamento de la Cámara de Diputadas y Diputados aprobó este jueves la idea de legislar el proyecto de ley que busca aplicar un impuesto, por única vez, a los llamados “súper ricos”.

La moción, presentada desde la oposición, obtuvo 7 votos a favor, 5 en contra y una abstención.

La iniciativa ahora pasará a la Comisión de Hacienda de la Cámara Baja, mientras el gobierno hizo reserva de constitucionalidad.

El texto propone aplicar un impuesto equivalente al 2,5% del patrimonio de las personas más ricas del país, que detenten un patrimonio igual o superior a 22 millones de dólares con el objetivo de allegar mayores recursos al Estado para enfrentar la profunda crisis económica derivada de las medidas de confinamiento por la epidemia de Covid-19.

Según sus autores, el establecimiento de este impuesto podría permitir al Fisco recursos equivalentes a 6.500 millones de dólares.