Necrológicas
  • Héctor Hugo Pérez Ojeda
  • Rubén Barrientos Figueroa
  • Luis Alberto Bórquez Sánchez
Aprueban proyecto de ley de etiquetado de alimentos

Más de 200 personas en Magallanes son celiacas

Por La Prensa Austral Viernes 16 de Julio del 2021

Compartir esta noticia
1,012
Visitas

Los cálculos indican que en Magallanes hay más de 200 personas celiacas. Son ellas quienes se beneficiarán con la aprobación de un proyecto de ley de Etiquetado Nutricional que permitirá distinguir claramente los alimentos libres de gluten. Así, aquellos que no lo incluyan se etiquetarán con la expresión “libre de gluten”, acompañada con un símbolo de una espiga tachada en la parte frontal del envase.

La doctora Magdalena Araya, presidenta del directorio de la Corporación de Apoyo al Celiaco (Coacel), pediatra gastroenteróloga y profesora del Instituto de Nutrición y Tecnología de los Alimentos (Inta- Universidad de Chile), señala que es una enfermedad autoinmune, crónica, que se gatilla en personas que portan ciertos genes cuando consumen trigo, cebada o centeno (que son los cereales que contienen gluten) en su alimentación. “Se creía que era una enfermedad digestiva rara de los niños que producía diarrea y desnutrición, pero el mayor conocimiento que se tiene hoy día ha mostrado que es una enfermedad autoinmune, frecuente y que se desarrolla a cualquier edad. Se produce porque segmentos del gluten absorbido en el intestino delgado activan al sistema inmune del intestino, que es parte del sistema de defensa del organismo y que normalmente no se activa con las proteínas de trigo, y que monta una reacción que ataca y daña al intestino delgado”.

La especialista plantea que esta enfermedad produce síntomas gastrointestinales como diarrea, constipación, dolor abdominal, hinchazón, y síntomas extraintestinales, como lesiones en la piel (dermatitis herpetiforme), en el sistema nervioso (como ataxia, cefalea, cambios de ánimo), y manifestaciones de autoinmunidad como las que se encuentran en otras enfermedades autoinmunes, como diabetes, problemas a la tiroides, dolores artríticos, y otros.

Coman poco o mucho gluten, se despierta la reacción de autoinmunidad, se daña el intestino y desde ahí se generan los síntomas que se aprecian clínicamente, tanto los gastrointestinales como los extraintestinales…Desde el punto de vista clínico, hay una gran variabilidad, algunos celíacos pueden tener pocos síntomas evidentes y otros enfermar gravemente, incluso con riesgo de morir (la llamada “crisis celíaca”). “El riesgo de desarrollar complicaciones está presente toda la vida a menos que se elimine el gluten de la dieta”, subraya.

Esta enfermedad no es curable, pero el tratamiento con dieta es muy efectivo. La dieta tiene que ser estricta porque, aunque habitualmente apaga los síntomas y la persona puede creer que “se me pasó”, la reacción del sistema de defensa (o inmune) siempre se produce cuando se come gluten, y hay alto riesgo de desarrollar complicaciones como anemia, mala calidad de los huesos, otras enfermedades autoinmunes o cáncer.

Coacel es una Corporación sin fines de lucro que ha dado apoyo y contención a los pacientes celíacos, porque en Chile se come mucho pan y masas, lo que hace difícil mantener el tratamiento con dieta, además que los productos procesados libres de gluten son bastante más costosos que los habituales. Todos los años se hace una jornada o simposio. Este año (30 de septiembre y 1 de octubre) han considerado importante hacer una reunión internacional que permita compartir y conversar entre todo sobre la pandemia, donde se debatirán tres temas: presentarán los resultados de estudios que muestran lo que ha sido vivir la pandemia para los celíacos y las personas que siguen dieta sin gluten; informarán acerca de la modificación de la Ley 20.606, que trata sobre los alimentos etiquetados “sin gluten” y de los problemas para mejorar el gran subdiagnóstico que hay en el país, y por último revisarán el estado actual acerca de las condiciones no celíacos relacionadas al gluten, que parecen estar aumentando, y que la población no tiene totalmente claro como manejar estos problemas.

Otros cambios contemplados en la ley

Los cambios a la actual normativa también señalan que los comercios -con excepción de micros y pequeñas empresas- que vendan alimentos envasados secos y etiquetados como libres de gluten, deberán disponerse en góndolas exclusivas para su oferta.

La norma también establece que las licitaciones de servicios de alimentación a establecimientos de educación parvularia, básica y media, administrados por Junaeb, y de educación superior y técnicos profesionales con canjes asociados a la beca BAES, deben contemplar servicios de alimentación para estudiantes que padezcan enfermedades por intolerancias y alergias alimentarias, así como enfermedad celíaca. Lo mismo rige para establecimientos de salud pública, penitenciarios, casinos y cafeterías de organismos del Estado.