Necrológicas
  • Carlos Alberto Cárdenas Bahamonde
Para la Casa del Samaritano

Campaña “Soy Samaritano” espera alcanzar un mínimo de 500 socios con un aporte desde $2 mil

Por La Prensa Austral Martes 29 de Noviembre del 2022

Compartir esta noticia
100
Visitas

Mensualmente la inversión para atender a una treintena de adultos mayores es de $22 millones.

“Hay un 50% del financiamiento de esta casa que no se cubre y consideramos pertinente, porque este es un proyecto regional, qué mejor manera de abrir nuestras puertas que hacer la invitación para los magallánicos a que se hagan socios, a partir de 2 mil pesos”

En enero se cumplirán dos años desde que el Hogar de Cristo traspasó la casona de calle Balmaceda a Fide XII, que rebautizó el espacio como la “Casa del Samaritano”. Y aunque el servicio que se presta es similar y actualmente atienden a treinta adultos mayores (o “hermanos mayores”), aún no ha tenido la “llegada” en la comunidad como sí la tuvo el otrora Hogar de Cristo (situación común en Punta Arenas, donde aún se habla de Cofrima, Marisol o Listo Sur para referirse a los supermercados Unimarc).

Como han tenido que funcionar igual y hacer no pocas inversiones en la infraestructura, los recursos se han tornado escasos. Una campaña de captación de socios se hizo urgente y aunque no hay una meta, se espera sumar unos 500 voluntarios, que podrán donar desde 2 mil pesos.

Así lo comunicó el director ejecutivo de Fide XII Reinaldo Leiva, al finalizar un recorrido que realizó a las dependencias del hogar con nuevos socios y el director regional de Senama, Nicolás Soto.

Si bien cuentan con un apoyo de parte del Estado “hay un 50% del financiamiento de esta casa que no se cubre y consideramos pertinente, porque este es un proyecto regional, qué mejor manera de abrir nuestras puertas que hacer la invitación para los magallánicos a que se hagan socios, a partir de 2 mil pesos, con una inscripción de cuenta corriente a través del Banco Santander, con un descuento mensual, que nos ayudará a cubrir las múltiples necesidades de esta casa”.

Actualmente, la Casa del Samaritano cuenta con aportes particulares y anónimos de unas treinta personas, por lo que con 500 socios se podría mejorar considerablemente para atender a 29 personas, todos hombres “y con muchas necesidades. Tenemos tres o cuatro personas postradas, hay personas autovalentes y semivalentes, pero todos tienen necesidades. Si bien tenemos un presupuesto para comida y consumos básicos, hoy en día hay necesidades de pañales, artículos de aseo, medicamentos. Nosotros tenemos un gasto de 22 millones de pesos, y podemos cubrir solamente el 50%, y tenemos que hacer enroques de fondos para subsistir, pero la idea es que nos mantengamos en el tiempo, porque las necesidades son de toda índole. Esta es una construcción antigua, que requiere mantenimiento, hay que cambiar calderas, hacer reparaciones eléctricas, necesidades de alimentación especial, médicos, kinesiólogos, fonoaudiólogos y todo lo que las personas mayores necesitan para una mejor vejez”, detalló Reinaldo Leiva.

Justamente, en infraestructura ha habido mejoras en relación a las dependencias que recibieron: “En el año y medio que llevamos se han hecho varios arreglos: se ampliaron las salas, se pintó, se cambiaron pisos, una de las calderas, luminarias; tenemos el sueño de pintar el frontis, para que la comunidad se identifique con la ‘Casa del Samaritano’ y no con el antiguo hogar”.

Las inscripciones se reciben en Casa del Samaritano, en Balmaceda 736; en Fide XII, Martínez de Aldunate 1539 y en otros puntos que se irán anunciando prontamente.