Necrológicas

– Sergio Julio Lillo Descourvieres

– Valeria Ruth Mansilla

– Eduard Kucewicz Koprunner

– Raúl Mayorga Alvarez

– Orfa Luisa Oyarzún Alarcón

Madre magallánica busca ayuda para financiar estadía en Santiago durante los tratamientos oncológicos para su hijo de 9 años

Jueves 11 de Enero del 2024

Compartir esta noticia
586
Visitas

Ha sido una batalla de toda su vida para Axel de nueve años, quien padece de una enfermedad rara: histiocitosis de células de Langerhans. Este tipo de células ayudan al cuerpo a combatir infecciones. El tratamiento consiste en radioterapias y quimioterapias para lesiones de la columna vertebral. Axel sufrió una lesión lítica en una de sus vértebras justamente, lo que llevó a su madre Karla Pérez a viajar hasta Santiago para continuar con su tratamiento, dado que desde 2019 no había podido trasladarse a la capital donde atienden su caso.

La situación se remonta al 2016, cuando se trasladaron a Valdivia para ser paciente oncológico del Programa de Drogas Antineoplásicas para Niños (Pinda). “Luego de distintas situaciones que ocurrieron ahí, que descartaran histiocitosis en mi hijo, volvimos a Punta Arenas sin conseguir mucho. Al paso del tiempo, el diagnóstico de Axel empezó a seguir en lo mismo. A él le hicieron una biopsia de calota en el parietal derecho, donde le sacaron un pedacito de hueso del cráneo. Ese tumor empezó a crecer cuando llegamos a Punta Arenas. Cuando la pesquisaron medía 7 milímetros y, al cabo de los meses, tomaron una radiografía de nuevo y de 7 pasó a 14 y luego a 21”, relata la madre de Axel, Karla Pérez.

Dicha información fue enviada a Valdivia, desde donde pidieron un nuevo retorno para realizar otra biopsia. “Yo dije que no porque en la primera biopsia mi hijo casi muere, porque hizo una infección intracraneana y mi hijo estuvo 5 meses perdiendo líquidos encefalorraquídeos. En Punta Arenas, la respuesta que me dieron es que si no iba a Valdivia ningún oncólogo en Chile lo iba a atender”, relata Pérez. Con un abogado, demandas mediante contra estos hospitales (de Valdivia y Clínico de Magallanes), logró que lo trasladaran al Hospital San Borja Arriarán para que sea su centro de diagnóstico y que mantienen hasta el día de hoy.

Por aquellos años, los traslados para casos oncológicos afectaron a muchas familias dado que la región no contaba con especialista. “Hubo más de 16 traslados oncológicos ese año”, rememora Pérez.

Producto de la histiocitosis, Axel ha padecido de otras patologías, las cuales son tratadas en el mismo hospital, pero lo que conlleva mantenerse más tiempo en Santiago, donde no les brindan lugar de acogida, lo que complejiza su situación dado que, además, viajó –de improviso por las características de salud de su hijo- con su bebé de 17 días y otro pequeño de 2 años.

Debido a esta difícil situación, amigos de Karla Pérez han levantado campañas en su ayuda, consistentes en una “lucatón” y rifas virtuales que puedan sustentar los gastos de estadía en Santiago, mientras atienden los distintos exámenes y radiografías que requiere Axel. Su cuenta Rut para quienes deseen aportar es Banco Estado: 16.891.874-K.