Necrológicas
EDITORIAL

Recursos para universidades públicas

Por La Prensa Austral Jueves 29 de Octubre del 2020

Compartir esta noticia
34
Visitas

En pleno examen del proyecto del Presupuesto 2021, varios han sido los sectores que han cuestionado los montos asignados para el próximo. Uno de los ítems observados es el presentado por el Ministerio de Educación respecto de las universidades públicas.

El Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (Cruch) afirmó que la propuesta presupuestaria no sólo desconoce la contribución de las casas públicas de estudios superiores, sino que disminuye sustantivamente los aportes institucionales, iguala el tratamiento de las entidades públicas al sistema privado, no se hace cargo de los efectos de la pandemia y descansa sobre la gratuidad sin corregir ninguno de los problemas de funcionamiento.

En efecto, el Ejecutivo rebaja significativamente las partidas de los gastos no establecidos en leyes permanentes, como el Aporte Fiscal Directo (5%); el Aporte Institucional Universidades Estatales (5%); el Fondo Basal por Desempeño (15%); el aporte a la Educación Superior Regional (15%), el aporte a la Universidad de Chile (20%); y el Programa de Acceso a la Educación Superior (15%).

Por su parte, el Ejecutivo ha defendido su partida y, frente a las objeciones, el subsecretario de Educación instó a tener una “cuota de realismo”, apelando a los mayores gastos producto de la pandemia y la necesidad de financiar medidas socioeconómicas que apunten a la reactivación. 

También se ha usado el argumento de que se incrementan los recursos para que más estudiantes puedan acceder a la gratuidad.

Acogiendo la postura del Cruch, ayer la cuarta subcomisión mixta de Presupuestos rechazó la propuesta presentada por la subsecretaría de Educación Superior y esto fue celebrado por el Consejo de Rectores, quienes plantearon que aquello es una señal alentadora.

Más allá de esta discusión puntual, lo lamentable es que existe una tendencia a ir quitando recursos que han sostenido el financiamiento de las universidades públicas que han jugado un rol fundamental a través de décadas, cediendo a la presión de las entidades privadas que tienen la lucha como su mayor propósito.