Necrológicas
  • José Germán Cariñanco Mansilla

Lula destituye al titular del Ejército brasileño

Por La Prensa Austral Domingo 22 de Enero del 2023

Compartir esta noticia
109
Visitas

El Presidente Luiz Inácio Lula da Silva destituyó este sábado a la principal autoridad del Ejército, general Julio César de Arruda en una durísima aunque no totalmente inesperada reacción dos semanas después de la intentona golpista del 8 de enero en Brasil.

​El jefe militar se habría negado a actuar como demandaba el gobierno contra oficiales aliados a los bolsonaristas involucrados en la rebelión. El reemplazo será el actual comandante militar del Sudeste, general Tomás Miguel Ribeiro Paiva, un militar moderado y de buena sintonía con el gobierno. El Ejército confirmó la destitución pero no ofreció detalles.

El Mandatario, quien no ha ahorrado comentarios sobre la eventual complicidad de oficiales militares con los golpistas, se había reunido con los jefes de las tres ramas de las Fuerzas Armadas, incluido Arruda. En esa reunión les demandó que sancionen a los uniformados vinculados con los extremistas, sin tener en cuenta su rango.

En ese encuentro se remarcó la necesidad de despolitizar a las Fuerzas Armadas para revertir el comportamiento inverso que había tenido el pasado gobierno de Jair Bolsonaro. Arruda había asumido el cargo interinamente el 30 de diciembre, dos días antes del fin del gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro, y fue confirmado por la administración de Lula la primera semana de enero.

La relación del Presidente con Arruda venía complicada debido a que, tras el ataque vandálico del 8 de enero en Brasilia, el general impidió el ingreso de policías militares del Distrito Federal al campamento golpista instalado frente al Cuartel General del Ejército en Brasilia, indicó el portal del diario Estadao.

Añadió que durante la última semana, Lula ya venía mostrando irritación con Arruda por esa posición, pero había dudas en el PT sobre las consecuencias de un desplazamiento con el riesgo de acrecentar la crisis con los militares.

Pero otro tema de gravedad pesó también en la drástica decisión. El jefe militar se habría negado a dar marcha atrás al nombramiento pactado el año pasado del teniente coronel Mauro Cesar Barbosa Cid, un fiel aliado de Bolsonaro de quien fue su ayudante hasta el final del gobierno. Cid tenía garantizado hacerse cargo de un importante batallón del Ejército en Goiana.

Lula ya despidió a más de un centenar de oficiales que estaban asignados en posiciones en la sede del Ejecutivo en el Palacio do Planalto y en la residencia presidencial de la Alborada.