Necrológicas
  • Myrta Olivia Quilodrán Subiabre
  • Rosa Mancilla Ampuero

Confirman suspensión del Gran Premio de Tierra del Fuego

Por La Prensa Austral Martes 27 de Abril del 2021

Compartir esta noticia
126
Visitas

No fue sorpresa para la inmensa mayoría la suspensión, por segundo año consecutivo, de la 47ª edición del Gran Premio de Tierra del Fuego que tradicionalmente organizan en conjunto el Automóvil Club de Río Grande y la Asociación Deportiva Local Fueguina de Automovilismo (Adelfa) que se corre en agosto de cada año entre Porvenir y Río Grande.

Los motivos no son muy diferentes a los argumentados el 2020, donde el tema de la pandemia por el Covid- 19 fue lo que nuevamente gatilló esta postergación, tal cual lo señala parte del comunicado entregado por ambas instituciones donde se indica que “en virtud a la situación social y sanitaria que afecta a ambos países, se ha resuelto postergar la realización del tradicional Gran Premio de la Hermandad en su edición Nº 47 hasta agosto de 2022”.

Sin duda no habían muchas esperanzas de que la prueba se disputase esta temporada, considerando las dificultades que debían sortear los organizadores para poder realizar la competencia.

FRONTERAS CERRADAS

De partida ambos países tienen actualmente las fronteras cerradas para el tránsito de personas y vehículos, salvo muy contadas excepciones, y se veía poco probable una apertura parcial de las mismas considerando la gran cantidad de personas, entre pilotos, mecánicos, auxilios, dirigentes y aficionados, que tradicionalmente circulan entre Porvenir y Río Grande, en ambos sentidos, durante los días de la carrera con el consiguiente peligro de contacto estrecho y contagio que podría producirse.

A ello se le puede sumar las altas exigencias para presentar un protocolo adecuado a  las circunstancias que seguramente sería difícil de desarrollar en la práctica.

Además, la situación sanitaria a ambos lados de la frontera es crítica actualmente en cuanto a la capacidad en los centros hospitalarios, muchos de los cuales se encuentran saturados de pacientes y tampoco están en condiciones de destinar recursos, medios ni mucho menos personal para posibles atenciones de emergencias en caso de algún accidente durante el desarrollo de la carrera.

FACTOR ECONOMICO

A lo anterior se debe añadir el factor económico que complica en este tiempo de crisis a un buen número de ciudadanos a ambos lados de la frontera que han visto mermados sus ingresos lo que sin duda se traduciría en una disminución importante en la cantidad de binomios participantes.

Pero por sobre todo lo anterior está el sentido común que lleva a concluir que nuevamente la decisión adoptada por los organizadores fue la mejor, considerando que sobre ellos recae una responsabilidad importante que tienen sopesar a la hora de analizar las posibles consecuencias que se podrían generarse si se hacía la carrera ante el delicado momento que vive tanto en nuestro país como Argentina con el tema de la pandemia.

SEGUNDA SUSPENSION

Esta es la segunda ocasión en 47 años que la carrera no se disputará por razones de fuerza mayor, siendo permanentemente recordadas las ediciones de 1978, para el conflicto del canal Beagle, como también la de 1982, en lo que fue la guerra de las Malvinas, donde la prueba sí se pudo disputar pero con la diferencia que en ambas oportunidades no estuvo en riesgo la salud de las personas.

Recordemos que el último ganador, por segundo año consecutivo, fue Christobal Masle quien se adjudicó la 46ª edición del Gran Premio de 2019 junto a Cristián Ascencio como navegante en un Honda Integra, empleando un tiempo de 5h.05’35”.26 para las dos etapas y 838 kilómetros de recorrido, quedándose con la clasificación general de la carrera.

Además, cuando se pueda correr la próxima versión, Masle aspirar a ganar por primera vez para Magallanes la “Copa Challenger” en la general, trofeo que está destinado para los binomios que logren adjudicarse en tres oportunidades consecutivas la competencia, en cualquiera de sus categorías.