Necrológicas
  • Ignacio Vera Vera

Historias de “Ases del Volante”: La radio a la vera del camino

Por Agencias Jueves 7 de Enero del 2021
Noticias relacionadas

Compartir esta noticia
383
Visitas

El Programa de automovilismo deportivo “Ases del Volante”, conducido por Francisco “Pirulo” Oyarzo todos los
lunes por Radio Polar y Polar Comunicaciones, organizó un concurso para cerrar el 2020.

Ante al falta de competencias buscó opción de recordar las historias, anécdotas o los grandes momentos del automovilismo en
nuestra región y la Patagonia, como una alternativa para llevar de mejor forma estos tiempos de pandemia.

La modalidad del concurso fue la de relatar en forma escrita cualquier evento, vivencia o situación personal
que se quiera resaltar y dar a conocer del automovilismo deportivo en la Patagonia.

La radio ha sido parte importante en el desarrollo del deporte motor en la Patagonia y uno de
sus iniciadores fue el destacado comunicador Daniel Ruiz Oyarzo.

Su nieto, Wladyslaw Yagello Ruiz cuenta de las primeras transmisiones realizadas, donde su abuelo fue pionero.

De la mano de mi tata Daniel Ruiz Oyarzo, conocí la radio y son innumerables los relatos y vivencias que tengo en la memoria. Sin temor a equivocarme, no tengo ninguna duda que la radio “La Voz del Sur” fue su “gran amor”, y que la muerte se lo llevó con la amargura de no ver justicia por el hecho de haber silenciado la radio el 11 de septiembre de 1973 producto de la dictadura cívico militar.

Cuando mi tata hablaba de su querida y desaparecida radio “La Voz del Sur”, le brillaban los ojos, y su potente voz hablaba con emoción.

Una de tantas de las historias que recuerdo y que puedo relatar, porque además algo escribió de esto, es que su primera experiencia en transmisiones fuera de los estudios, la vivió integrando un equipo de trabajo que transmitió una carrera de automovilismo de viejos Ford T que se realizó haciendo el recorrido Punta Arenas – Puerto Natales – Punta Arenas.

A ORILLA
DEL CAMINO

Decía que esto ocurrió a la orilla del camino, cerca de la estancia Laguna Blanca y que el relato de la pasada de los “veloces bólidos” lo hizo con un teléfono de esos que funcionaban con manivela.

Señala mi tata en su relato que para su sorpresa, cuando regresó a los estudios de la radio, varios de sus compañeros lo felicitaron y que así se convirtió en relator de automovilismo.

Más tarde, en Río Grande, Argentina, transmitió las carreras de automóviles desde el circuito “Almirante Braun”. Lo relevante es que en ese tiempo Río Grande no tenía calles pavimentadas y no existía ninguna radioemisora, entonces para cumplir aquel cometido, instalaban en el lugar de la largada un transmisor de onda corta que facilitaban en el servicio de agua potable.

En los estudios de “La Voz del Sur” la señal era recibida en un receptor “Hamer Lung” y en Río Grande, en otro receptor, mi tata podía escuchar con toda nitidez el retorno de la señal a través de “La Voz del Sur”, que además era sintonizada en todos los vehículos en carrera.

ONDA CORTA

Después vinieron otras carreras y otras transmisiones donde las de Porvenir primero se hacían utilizando un transmisor de onda corta que facilitaba el señor Guillermo Beros y después con línea telefónica y, al igual que en Río Grande, el circuito “Almirante Señoret” pasaba por todo el pueblo.

Mi tata, el reconocido “Negro” Ruiz, contaba estas historias de transmisión del automovilismo en aquellos años con mucho entusiasmo por todo lo que significaba para la radio buscar la forma de poder llevar a los auditores las alternativas de las carreras, pues era un gran desafío realizar aquellas transmisiones. Los técnicos y controladores eran unos ases.

Al ver una foto de aquel entonces, queda clarísimo que había en ese trabajo un esfuerzo y amor por lo que se hacía.

Wladyslaw Yagello Ruiz, nieto de Daniel Ruiz Oyarzo.